Más de 150 familias tolimenses se quedaron sin agua por emergencia de lluvias

Crédito: Suministrado / El Nuevo Día.
Miembros de la Defensa Civil informaron la dura situación por la que atraviesa el municipio de Venadillo, por cuenta de la temporada de lluvias.
PUBLICIDAD

En horas de la noche, los fuertes aguaceros ocasionaron deslizamiento que se llevó tres tramos del acueducto en la vereda Junín, zona rural de Venadillo. Esto, dejó sin agua a 160 familias, quienes están a la expectativa de las ayudas gubernamentales para la pronta solución de la situación.

El mayor Luis Fernando Vélez de la Defensa Civil del Departamento, informó que en la mañana de este viernes hubo reunión entre los organismos de socorro, donde se acordaron censos para determinar los daños y damnificados. “La Alcaldía va a hacer la consecución de unos tubos para poder arreglar nuevamente el acueducto y volver a colocar el servicio de agua en este importante corregimiento”, explicó.

Así mismo, se informó del aumento de caudal en los ríos Totare, Venadillo y Palmar, que están siendo monitoreados constantemente por los líderes voluntarios, al igual que otros afluentes en el resto del departamento.

“Es importante que este fin de semana que es festivo, la comunidad entienda que se generan riesgos en todos los afluentes hídricos del departamento. Si van a realizar actividades recreativas, es importante que analicen el comportamiento del rio donde van a realizar la actividad. Si el color es muy turbio o baja mucha corriente, o baja considerablemente el nivel, es porque se puede presentar alguna situación de riesgo”, recomendó el mayor.

Redacción web.

Comentarios