"Colombia no tiene política de empleo"

ARCHIVO - EL NUEVO DÍA
El líder gremial dijo que a pesar de las altas cifras de desempleo en el país, no existe una política de empleo por parte del Gobierno.

Julio Roberto Gómez, presidente de la Confederación general de trabajadores, CGT, estuvo presente en la instalación del XI Congreso departamental de Fegetolima, en Ibagué, encuentro adelantado la semana anterior.

El líder gremial, habló con EL NUEVO DÍA acerca de la situación actual de los trabajadores en el país, de la internacionalización de la economía y de los efectos que, según él, generarán los tratados de libre comercio en el empleo nacional.

EL NUEVO DÍA: ¿Cómo se puede contribuir a disminuir las altas tasas de desempleo que afectan el país y a Ibagué?
JULIO ROBERTO GÓMEZ: Debemos de saber que Colombia requiere con urgencia el desarrollo de una política en materia de empleo, es decir, es un problema que si bien es de regiones y es de localidades, necesariamente tiene que ver con una política nacional.

Las administraciones municipales, departamentales y la nacional, no tienen una política de empleo, en un país en donde más del 50 por ciento de la economía está en la informalidad, donde hay una tasa de desempleo por encima del 12 o el 13 por ciento y en donde, los empleos que existen, la inmensa mayoría, son contratos ‘basura’.

END: ¿Qué opina de la reforma pensional?
JRG: Yo sí estoy de acuerdo con la reforma pensional, pero una reforma que nos conduzca a que, quienes por ejemplo nunca cotizaron, a causa del modelo económico, porque el modelo de desarrollo fue altamente inconveniente, tengan la oportunidad de acceder a una pensión de jubilación, por ejemplo a través de una ‘solidaridad pensional’ (...). Pero esa no es la reforma que está pensando el Gobierno nacional ni las AFP, si no que ellos están pensando en una reforma para aumentar edades y disminuir beneficios, y hacer más caótica la situación para los pensionados.  

PREGUNTAS Y RESPUESTAS

 ¿Qué opinión tiene de los TLC?
 “Yo creo que este es un momento para hacer un alto en el camino, evaluar cómo se encuentra el país para el desarrollo de los TLC, yo no le tengo miedo a los TLC, me parece que hoy vivimos en una aldea global. No estoy de acuerdo con las condiciones en que se negociaron esos tratados con Canadá, con EE.UU. y la Unión Europea, pero hoy son una realidad, entonces, aquí hay un serio peligro, y es como el aparato productivo se puede ver lastimado y con ello, los trabajadores en materia de puestos de trabajo, ahí es donde el Gobierno tiene que tener alguna respuesta para la clase trabajadora y para el país”.

¿Qué medidas puede adoptar el Gobierno nacional para que el país se beneficie de los TLC?
“Nosotros insistimos en que si el Gobierno no toma medidas, para enfrentar esa competencia internacional, en materia ferroviaria, reactivando la marina mercante, modernizando los puertos y los aeropuertos, reviviendo el fondo nacional de caminos vecinales, es decir, desarrollando la infraestructura vial del país, porque cuando uno se adentra en lo que es la estructura vial de este país uno se da cuenta que es de las más retrasadas del mundo, y entonces enfrentar así el comercio internacional es sumamente complicado, de tal manera que hay alerta naranja sobre ese particular”.

¿Considera que los TLC beneficiarán el empleo del país?
“Habrá que ver, amanecerá y veremos, porque un intercambio comercial genera empleos, pero el Gobierno debe proteger el aparato productivo del país”.

         

EL NUEVO DÍA

Comentarios