Más detalles del asesinato de dos policías ibaguereños ¡Les habrían tendido una trampa!

Los féretros llegaron la noche del domingo a Ibagué.
Crédito: Fotos: Suministradas / EL NUEVO DÍA.Los féretros llegaron la noche del domingo a Ibagué.
Contenido Exclusivo
Hoy a las 4 de la tarde se llevará a cabo la eucaristía en la Catedral Metropolitana de Ibagué de los dos policías ibaguereños asesinados en el Cauca el fin de semana. Los cuerpos de los uniformados son velados en la funeraria Serfuncoop de la carrera Cuarta con calle 33 del barrio Cádiz.
PUBLICIDAD

Hacia las 9:46 de la noche del domingo, en medio de la lluvia fueron recibidos con honores en el aeropuerto Perales de Ibagué, los cuerpos de los patrulleros José Alejandro Goyes Aguilera y Wilmar Alfonso Guzmán Martínez, los cuales fueron trasladados en un avión de la Policía Nacional. Junto con ellos llegaron algunos familiares de los policías que viajaron hasta Popayán (Cauca) a realizar los trámites de la funeraria. 

En medio de una calle de honor con claveles blancos, el comandante de la Policía Metib, el coronel William Baracaldo León y los demás oficiales, caminaron junto a los féretros. 

 

La trayectoria

 

José Alejandro Goyes Aguilera, tenía 25 años de edad, llevaba 4 años en la Policía, era soltero y su progenitora es la recordada intendente Clara Aguilera, quien durante varios años trabajó en el Colegio Nuestra Señora de Fátima, donde era la encargada de manejar el servicio militar.

Wilmar Alfonso Guzmán Martínez tenía 36 años edad, llevaba 14 años en la Institución, era casado con Luisa Barreto y dejó a una hija de seis años de edad.

 

La emboscada

 

Hacia las 6 de la mañana del sábado, una persona llamó al centro de despacho de la Policía asegurando que le habían robado un vehículo en la vía Panamericana entre Mondomo y Santander de Quilichao, Cauca. José Alejandro Goyes Aguilera y Wilmar Alfonso Guzmán Martínez fueron enviados a cubrir el requerimiento, que resultó ser  una trampa. 

Cuando los uniformados llegaron en una motocicleta oficial al sector de Mandiva, entre 20 y 25 hombres los emboscaron, asesinaron y les quitaron las pistolas y los radios de dotación. En el hecho resultaron heridos tres civiles.

 

Redacción Judicial El Nuevo Día

Comentarios