ss

42 años de una tragedia: las corralejas de Sincelejo de nuevo entre las polémicas

Crédito: Foto tomada de Colprensa.
En 1980 el país fue testigo de la muerte de al menos 400 personas que disfrutaban de las fiestas tradicionales en esta región del país.
PUBLICIDAD

El hecho se desató, al momento que una gradería de tres pisos y  de más de treinta metros de alto, se vino abajo, dejando entre las ruinas a más de 2.000 heridos.

La situación, en ese entonces puso en discusión la organización de este tipo de eventos, donde se pone en peligro la vida de los asistentes.

Hoy, 42 años después y  por medio de una carta, la Procuraduría le solicitó al alcalde de Sincelejo, Andrés Gómez Martínez, no hacer ni organizar las tradicionales corralejas que están programadas en esa ciudad para este jueves.

Lo anterior tras determinar que no se cumplen las condiciones de seguridad mínimas que exige un evento de esta magnitud “sobre el cual, reiteramos, no debió haberse expedido una autorización a escasas horas de su inicio, por el alto riesgo que su realización improvisada implica para la seguridad, vida e integridad de los participantes”, dice la Procuraduría.

Esto porque no se acreditaron los niveles de alistamiento y planeación requeridos para la realización de la “Corraleja 2022”, de acuerdo con lo establecido por las normas vigentes en materia de Gestión del Riesgo de Desastre para eventos con afluencia masiva de público.

Esta solicitud se suma a la del gobernador de Sucre, Héctor Olimpo Espinosa, quien este miércoles le solicitó al alcalde de Sincelejo, Andrés Gómez Martínez, no hacer las corralejas porque no se han cumplido varias condiciones que le fueron impuestas con anterioridad.

“Le hicimos varias solicitudes, entre las que se destacan el plan de salud de Covid-19, el compromiso de la policía nacional para garantizar el evento y los protocolos para las buenas prácticas de protección animal, según las normas, y nos hemos quedado esperando”, afirmó el Gobernador de Sucre.

Agregó que “no es un tema en contra del espectáculo taurino, es que los eventos tienen unos requerimientos y estos deben cumplirse. Aquí está en juego la vida de muchas personas y la seguridad de otras, la integridad de los animales y bienes jurídicos que debemos proteger”, expresó el gobernador.

Colprensa / Redacción Web.

Comentarios