Mujeres comprometidas con la patria

Crédito: Yoseliun Corina, Capitán Moreno y Ana María González.
EL NUEVO DÍA destaca el perfil de tres mujeres que con esfuerzo, tesón y dedicación han forjado una exitosa trayectoria en el Ejército, la Fuerza Aérea y la Policía. Con sus acciones han contribuido a la reducción de la brecha de género en estas instituciones y han abierto camino a otras mujeres.
PUBLICIDAD

Las mujeres han desempeñado un rol trascendental en la configuración del país que actualmente se percibe. Durante años han librado luchas por acceder a espacios e instituciones que históricamente eran asociadas con hombres, y con esfuerzo se han ganado un importante lugar en la fuerza pública en el ámbito operativo y administrativo.

Es así que resulta recurrente contar con mujeres con alto rango y en diferentes ámbitos del Ejército Nacional, la Fuerza Armada Colombiana y la Policía Nacional, instituciones en las que progresivamente han incrementado las oportunidades y se ha disminuido la brecha de género.

Ante la conmemoración del 7 de agosto, fecha vinculada a la emancipación de la corona española, proceso en el que las mujeres fueron protagonistas, EL NUEVO DÍA exalta tres perfiles que denotan el empoderamiento femenino y la apropiación de escenarios décadas atrás inimaginados.

 

"Nada es imposible en esta vida"

Subteniente

La subteniente Ana María González Puentes, jefe del área de prevención y educación ciudadana de la Policía del Tolima, es sinónimo de responsabilidad, perseverancia y disciplina al interior de la institución.

Realizó su formación en la escuela General Santander, a la que ingresó como profesional ya que es médica veterinaria zootecnista y en la actualidad cursa una especialización en gestión de administración pública que aspira culminar en diciembre.

Hace un año y medio llegó al departamento, en el que se ha desempeñado como comandante de estación en Icononzo y Carmen de Apicalá, y hace siete meses es la encargada del área de prevención.

Ana María es madre de un pequeño de nueve años, por lo que distribuye su tiempo para cumplir a cabalidad su rol de mamá sin dejar a un lado el compromiso que tiene con los tolimenses.

"Nada es imposible en esta vida. Hay que sacar espacio para cada responsabilidad. Distribuyendo bien el tiempo uno tiene la capacidad de poder solventar las funciones que ejerce en la familia y a nivel laboral", le dijo a EL NUEVO DÍA.

Quiso hacer parte de la institución porque su padre fue agente de la Policía y su hermano, José Luis González, también es subteniente en la especialidad de la Dijin.

Celebra que cada día las mujeres ganen terreno y se apropien más de cargos administrativos y operativos, pues "las mujeres estamos muy capacitadas para ejercer cualquier cargo. Muchas son ejemplo a seguir para jóvenes como nosotras que estamos empezando y encaminandonos en la institución".

Además, destacó el respaldo que ha tenido por parte del coronel Rolfy Mauricio Jiménez, comandante de la Policía del Tolima; así como de la coronel Lurangeli Franco, comandante operativa de la Detol, quienes "me han dado su respaldo para trabajar con el grupo de prevención en el departamento".

La subteniente Ana María ha sido comandante en las estaciones de Icononzo y Carmen de Apicalá. En la actualidad es la jefe del área de prevención y educación ciudadana.

 

 

"La representación femenina es necesaria y vital"

Corina

La subteniente Yoseliun Corina Chávez Umaña, comandante de pelotón y almacenista de transporte del batallón de Aspc número seis de Ibagué del Ejército Nacional, con su loable y destacada labor se ha perfilado como una de las figuras femeninas más representativas de la institución en la ciudad y la región.

Durante su trayectoria ha contribuido "en la fase de formación de los soldados. Uno participa y se desempeña como instructor de ellos, entonces les orienta cómo es el cambio de la vida civil, el proceso de adaptación a la vida militar, los grados en la institución, las insignias, partes del fusil. Esa es una de las funciones como subteniente y comandante de pelotón", le aseguró a EL NUEVO DÍA.

Considera que la representación femenina en el Ejército es necesaria y vital, sin embargo, de alguna manera, el camino no es expedito porque predominan los hombres, quienes tradicionalmente han sido asociados a la institución.

"Nunca hay más de 10 o 15 mujeres en un batallón. Siempre es algo complejo porque los hombres no están completamente acostumbrados a laborar con nosotras. Muchas veces no saben si tratarnos igual que un hombre o ser un poco flexibles", manifestó.

Yoseliun Corina agregó que como mujeres tienen la completa capacidad de cumplir las mismas tareas o actividades que le son encomendadas a un hombre.

La mujer, que realizó su formación en la Escuela Militar de Cadetes General José María Córdova (Bogotá), arribó a la ciudad hace cerca de tres años y confiesa estar completamente adaptada, pues no le gustaría moverse de la capital tolimense.

Además aseguró que el Ejército es como una segunda familia: "Uno crea lazos únicos con las personas porque se mantiene todo el día acá. Se conocen demasiadas personas y con muchas se conecta al punto de que se forman amistades que son únicas y prevalecen sin importar distancia".

Es consciente que con su trabajo aporta un granito de arena para disminuir la brecha de género en la institución, pues cada vez más se evidencia el arribo de mujeres a importantes cargos en el Ejército Nacional.

La subteniente Yoseliun Corina confiesa que su familia está orgullosa de que integre las filas del Ejército.

 

“Tenemos las mismas capacidades de realizar cualquier trabajo”

Moreno

La capitán Moreno, quien pertenece al curso No. 82 de Oficiales de la Fuerza Aérea Colombiana, completó ya 12 años desde que inició su trayectoria en la institución, y en la actualidad cumple con la labor de instructora de pilotos militares, quienes se forman para volar aeronaves de ala rotatoria. Sin duda una enorme responsabilidad a la que ha estado a la altura con su trabajo, empeño y amor por lo que hace.

"Ser instructora para los futuros pilotos militares de ala rotatoria no es fácil, es una tarea de gran responsabilidad, pues soy consciente de que en las manos de nosotros, los instructores, está el hecho de que aprendan bien y sean capaces de tomar decisiones para defender nuestro país más adelante", enfatizó la capitán, quien se formó en la Escuela Militar de Aviación.

¡Hagamos región y apoyemos lo nuestro! Lo invitamos a seguir leyendo aquí https://digital.elnuevodia.com.co/library

MANUEL BRISNEDA

Comentarios