La Zona G ‘brilla’ por la poca cultura ciudadana

Suministrada / El Nuevo Día
Crédito: Suministrada / EL NUEVO DÍAEste es el panorama frecuente que deben soportar los habitantes de la zona.
Contenido Exclusivo
En la Macarena parte alta siguen a la espera de las acciones que la Administración Municipal prometió para acabar con las basuras, el ruido y las zonas de parqueo indebidas por parte de los diferentes actores sociales del sector gastronómico, pero aún no ven acciones.
PUBLICIDAD

Las zonas residenciales no deberían relacionarse con el sector comercial, es el comentario que persiste en algunos habitantes de Macarena parte alta, quienes dicen que perdieron la tranquilidad cuando la Alcaldía incluyó el barrio en el proyecto de desarrollo naranja (ADN) ‘zona G’.

Según el decreto 621 del 21 de octubre del 2021 emitido por la Alcaldía esta iniciativa se implementó con el fin del mejor la zona, fortalecer el emprendimiento basado en la creatividad, la cultura, el turismo, el sentido de pertenencia, la innovación, la inclusión social y el acceso ciudadano a la oferta cultural y creativa. 

Sin embargo, quienes residen en el barrio que es clasificado como estrato cuatro, solo perciben ruido, basura, y mal uso de los espacios por parte de los locales y consumidores.

Suministrada / El Nuevo Día

El ciudadano Edgar Martínez manifestó que: “los restaurantes no saben botar la basura, no se les han regulado horarios de atención, entonces la bulla es constante porque cada sitio cierra cuando quiere. Antes sacaba a pasear a mis perros al parque sin correa pero ahora con el reguero de la basura me toca andar detrás de ellos”.

Agregó, “las personas que llegan a consumir los productos en carro se parquean donde quieren y están dañando los andenes, además el paso vehicular es muy estrecho y si en algún momento por ejemplo requiero una ambulancia para mi mamá, no hay por donde pasarla”. 

 

Compromisos adquiridos

Cabe recordar que en marzo la comunidad hizo evidente su malestar por la misma situación, y desde la Secretaría de Cultura, que en ese momento estaba a cargo de Greis Cifuentes, se hicieron varios compromisos.

El primero de ellos fue aplicar una encuesta de percepción a los residentes de los barrios Cádiz,  Macarena (parte alta, parte baja), Magisterio, Metaima y Montealegre con el apoyo de ‘Ibagué cómo vamos’. Sin embargo a la fecha no se conocen los resultados de dicho sondeo. 

Por otro lado, se comprometieron a demarcar los espacios autorizados para parqueo, instalar un contenedor grande de basura, como disponer todas las noches del paso diario del carro recolector de basura. 

Suministrada / El Nuevo Día

No obstante, cinco meses después, según las denuncias, la situación continúa igual. Esta redacción se comunicó con Diana Londoño, la actual secretaria de Cultura, donde se está a cargo del liderazgo de ‘zona G’ y la funcionaria comentó: 

“Nosotros hicimos una socialización con la ‘zona G’ en cuanto a los requerimientos que estaban pidiendo, ya estamos organizando con el gabinete y el Alcalde para hacer una zona G al barrio y poder llevar el cumplimiento de cada una de las solicitudes. 

“Hay procesos dentro del gabinete, estamos esperando el nombramiento de los nuevos gerentes y secretarios y por eso se ha demorado un poquito, pero está en prioridad para poder dar cumplimiento a lo que hemos tratado con la comunidad”.

Además, se le preguntó si ya se había establecido una fecha pero no hubo respuesta. También intentamos comunicarnos con los administrativos de Interaseo para conocer el proceso de recolección de basura que ejecutan en la zona, al igual que con algunos administradores de los restaurantes, pero tampoco fue posible establecer comunicación.

 

¡Hagamos región y apoyemos lo nuestro! 

 Lo invitamos a seguir leyendo aquí 

 https://digital.elnuevodia.com.co/library

 

REDACCIÓN GENERALES

Comentarios