Transportadores del Tolima se unen al paro nacional de manera indefinida

Crédito: SUMINISTRADA - EL NUEVO DÍA De norte a sur los camioneros pararon sus actividades y se unieron al paro nacional. En Planadas los conductores se ubicaron en el sector conocido como Vuelta la Vilocha.
Con el paso de los días se siguen sumando diferentes sectores y gremios al paro nacional, cada uno tiene un listado de reclamos que no ha sido escuchado por el Gobierno nacional. Además de la reforma tributaria, hay otros pendientes que mantienen firme la protesta social.
PUBLICIDAD

La semana inició con un paro de transportadores que paralizó por varias horas la movilidad en diferentes puntos de la geografía tolimense. Además del proyecto de reforma tributaria que se sigue rechazando, la instalación de nuevos peajes, la inseguridad en las vías y el incumplimiento de acuerdos por parte del Gobierno nacional, son los otros motivos para unirse de forma indefinida a la protesta general.

José Pava, miembro de la asociación Andina de los Transportadores de Carga Liviana en el Tolima, mencionó que como Asamblea Nacional de Transporte, el gremio se unió a las jornadas sociales el 28 de abril por la reforma tributaria y porque el gobierno no ha concertado con ningún sector. 

Igualmente, explicó que desde el domingo a la media noche se unieron de forma indefinida al paro nacional.

Asimismo, hay varios temas pendientes por discutir como una reforma a la resolución 2498 que restringe el peso a los vehículos de transporte de carga, “la falta de un gran fondo de repetición para todo el sector carga, la falta de la regulación del sector y una ley laboral para el conductor en Colombia, esos son los ejes transversales de lo que hemos venido hablando”.

Otros temas que se busca poner en agenda de discusión son las fotomultas, la libre competencia que les han dado a las aplicaciones ilegales y el mal estado de las vías intermunicipales, sobre esto último, Pava comentó que es preocupante no contar con carreteras en buen estado.

“Este es un tema adyacente a los peajes, nos vienen creando desde hace tiempo un impuesto a los transportadores como es la sobretasa a la gasolina, que era para el mantenimiento de vías, nos aumentaron ese impuesto al combustible, pero nunca mantuvieron las vías del país”.

El transportador recordó que en ocasiones se instalan peajes argumentando que van a construir vías “pero nunca lo han hecho”.

PÉAJES

A todo esto se le suma la inseguridad en las carreteras, pues se estima que a diario es asesinado un conductor en el país.

Y con respecto a la reforma tributaria, los transportadores están en total desacuerdo con la instalación de peajes en las ciudades, el IVA a los combustibles, el impuesto al carbono y la declaración de renta sobre un millón 700 mil pesos, valor que para el caso de los conductores representa el anticipo de los gastos de cada viaje.

 

Situación en las vías del norte

 

Decenas de viajeros que se movían entre Ibagué y el norte del Departamento, quedaron en el bloqueo que se registró en el conocido cruce de Armero, desde allí se da paso a Líbano, Mariquita, Honda y La Dorada, Caldas.

En este punto ubicaron un bus intermunicipal a mitad de la vía, lo que detuvo el tránsito por completo, aunque se intentó dar paso a motociclistas y vehículos particulares, finalmente, se restringió del todo. 

BLOQUEOS

Algunas de las personas que estuvieron en el lugar, indicaron que los manifestantes siguen expresando su desacuerdo con el nuevo peaje al Líbano, por lo que se pidió la presencia de los alcaldes de Lérida, Armero – Guayabal y Líbano en este punto, igualmente, se solicitó representantes de la Concesionaria Alternativas Viales.

Algunos pasajeros que se dirigían a Medellín, expresaron que entienden los reclamos pero pedían viajar e irse para su ‘tierrita’, otras ciudadanas indicaron que quedaron en el represamiento desde el domingo en la noche.

Kilómetros más adelante, otro grupo de manifestantes se ubicó en el peaje Mariquita – Honda y al interior de la ‘Ciudad frutera’, los transportadores se ubicaron en el Centro de Acopio Mayorista.

Desde allí expresaron su desacuerdo con la instalación de una báscula en el peaje Mariquita – Honda, también, rechazaron la inseguridad en las vías y el reciente asesinato de una pareja de transportadores ibaguereños en el norte del país, de la misma forma, protestaron por el mal estado de varios corredores viales.

Sobre la situación, el mandatario Juan Carlos Castañeda, comentó que el lunes es el día de mayor transporte de carga del mercado agropecuario, especialmente de aguacate y panela, productos que se trasladan a los grandes mercados capitalinos como Corabastos.

El Alcalde mencionó que ante la importancia de mover los productos, entró en diálogo con los transportistas para que se permitiera la movilidad de forma escalonada durante el día.

En cuanto a medidas internas, comentó que hasta ayer a la madrugada se mantuvo la ley seca y prohibición de transporte de escombros, “estamos esperando la evolución de los acontecimientos para mirar si es necesario prorrogar las medidas”.

Hacia las 6 de la tarde de este lunes se conoció el decreto 078 mediante el cual se adoptó en Mariquita ley seca desde las 6 p.m. hasta las 6 a.m. del día siguiente, restricción que va desde el 3 al 6 de mayo. 

Durante el mismo tiempo se prohibió el transporte de escombros y la circulación de vehículos que transportan gas propano. Igualmente, se restringe la circulación de menores de edad en espacios públicos o establecimientos de  comercio abiertos al público en horario comprendido entre las 8 p.m. y las 6 a.m. 

Otro punto que tuvo bloqueo fue la vía Honda – La Dorada, en el cruce conocido como La Victoria.

 

Cajamarca se quedó sin agua

Durante este lunes, nuevamente hubo taponamiento vial en Cajamarca, pero el ‘lunar’ de la jornada fue el daño que hicieron unos ciudadanos, ajenos a la protesta, al tubo del acueducto principal, lo que dejó al casco urbano sin servicio de agua. “Había algunas personas que estaban haciendo algunos actos irresponsables de vandalismo, pero eran como camuflados dentro de los legítimos manifestantes”, dijo el alcalde Julio Roberto Vargas.

Agregó, que la vía al ser del orden nacional llegaron unidades del Esmad desde Ibagué para despejarla, por lo que en la tarde se normalizó la circulación de vehículos hacia el occidente del país.

Además de estas situaciones, los maestros adelantaron una marcha pacífica por las calles principales del casco urbano, para exigir mejores condiciones de salud, pensión y que la alternancia se implemente, cuando en los municipios haya las garantías que se necesitan para dar clases.

“Ellos manifiestan que las instituciones educativas no cuentan con los elementos de bioseguridad y espacio suficiente para poder desarrollar de manera estratégica la metodología de la educación. Tienen razón, porque en Cajamarca somos un municipio rural y la ruralidad es más compleja que lo urbano”, comentó Vargas.

Hasta ayer en la ‘Despensa Agrícola’ se mantenía la medida de ley seca. 

Redacción Tolima

Comentarios