Ordenan a Usocoello adelantar acciones de prevención con urgencia en vereda del Espinal

Crédito: Suministradas / EL NUEVO DÍAEn total son 24 familias que se ven afectadas por el desbordamiento del canal, en la última emergencia, según la denuncia de los habitantes murieron varios animales domésticos.
En medio de un proceso de acción popular que interpuso la JAC de Dindalito Centro, el Juzgado que lleva el caso decretó como medida cautelar, que el distrito de riego Usocoello tiene que implementar en corto plazo medidas que eviten inundaciones por el desbordamiento de un canal de aguas.
PUBLICIDAD

El Juzgado Sexto Administrativo del Circuito de Ibagué decretó una medida cautelar de urgencia a favor de la Junta de Acción Comunal de la vereda Dindalito Centro del Espinal y ordenó a la Asociación de Usuarios del Distrito de Adecuación de Tierras de los Ríos Coello y Cucuana, Usocoello, adelantar en máximo 10 días, labores de limpieza en el canal lateral tres izquierdo del canal Tolima.

La decisión se da en medio de un proceso jurídico que inició hace aproximadamente cuatro años y luego de registrarse continuas inundaciones durante la actual temporada invernal.

El abogado de la JAC, Carlos Alberto Restrepo, explicó que la demanda surgió de una problemática que afecta predios, cultivos y viviendas de 24 familias desde hace 10 años. A pesar de las quejas y oficios tramitados ante el distrito, al igual que, de autoridades competentes, el tiempo pasó y las soluciones no llegaron.

Restrepo contó que las dificultades empezaron en 2010, época en el que Usocoello aprobó nuevas áreas de riego, pero sin tener una adecuada estructura de distribución, “lo que hizo que la capacidad del canal lateral tres izquierdo, propiedad de esa entidad fuera insuficiente”.

La poca capacidad que tiene la estructura para contener altos niveles de agua, provoca que una sobrecarga, ya sea por lluvia o de drenaje, desencadene grandes inundaciones en la vereda Dindalito Centro y aunque Usocoello, años atrás hizo algunas intervenciones, la problemática no desapareció.

El abogado contó que en 2017 la Procuraduría Judicial, Ambiental y Agraria del Tolima, realizó una visita y generó unos compromisos como “tumbar un box culvert que está debajo de la vía Panamericana, el canal pasa por ahí, en la ruta Espinal – Ibagué, aproximadamente en el kilómetro ocho y ahí la sección del canal se hace pequeño, entonces se debe mantener en un buen estado de limpieza, para que el agua pueda fluir tranquilamente sin palizadas, sin material vegetal”, comentó.

Sin embargo, la tarea no se habría cumplido y las afectaciones continuaron, por lo que la JAC acudió a la acción popular, para buscar la protección de “los intereses y derechos colectivos a la moralidad administrativa, a la seguridad y prevención de desastres previsibles técnicamente y goce de un ambiente sano, seguridad y salubridad pública, en razón a la falla en el servicio de riego, drenaje y control de inundaciones”, se describe en el documento de la medida cautelar.

 

En permanente zozobra

Inundaciones

La más reciente emergencia se registró el 29 y 30 mayo, días en los que hubo inundaciones en viviendas, “murieron varios animales domésticos, se presentaron graves daños a bienes inmuebles, electrodomésticos y enseres, ocasionados por Usocoello, Corpoica y Agrosavia, que llevan más de un año sin realizar la obra de drenaje del predio Nataima”, se agrega en oficios. 

Según el abogado, Nataima no cuenta con sistema de drenaje propio, por lo que el agua de los cultivos llega a una quebrada que a su vez desemboca en el canal izquierdo, “todos estos factores llevaron a que se solicitara la medida cautelar, (había) suficiente evidencia probatoria, era un hecho notorio y reiterado, probado desde el 2017”.

Solicitud que fue acogida por el Juzgado Sexto Administrativo y en la que se ordena una pronta intervención de limpieza, actividad que se deberá seguir haciendo de forma periódica para evitar el represamiento de las aguas y taponamiento del canal. 

Igualmente, se pide a Usocoello un informe detallado de las acciones ejecutadas, el riesgo de inundación en los predios aledaños, específicamente, el predio Corpoica, su carga hídrica y efectos. 

Asimismo, el Juzgado procederá a informar la decisión a Cortolima para que haga un acompañamiento a Usocoello en las labores de drenaje y mantenimiento. 

“Esperamos que con esta medida el distrito de riego esté más pendiente, que haga los cierres de las compuertas cuando se le solicita y se pueda evitar que sigan pasando cosas tan trágicas como las que están ocurriendo”, precisó Restrepo. 

 

Seguimiento desde el Ministerio Público

La Procuraduría Judicial II, Ambiental y Agraria del Tolima, ofició al alcalde de Espinal, Juan Carlos Tamayo, en calidad de presidente del Consejo Municipal de Gestión del Riesgo del Municipio, para que envíe evidencias documentales con las acciones hechas en medio de las emergencias de Dindalito Centro.

Igualmente, al ministro de Agricultura, Rodolfo Zea, para que inicie un proceso sancionatorio al distrito de riego y a Cortolima se le pide la copia de la respuesta de fondo que se haya brindado a las solicitudes de los habitantes afectados. 

 

DATO

En el proceso fueron vinculados Corpoica como propietario del predio, Nataima y Agrosavia como administrador del mismo, también a Cortolima e Invías, este último como propietario del box culvert y a 14 usuarios más del distrito de riego, hecho que hace que el proceso de acción popular avance lentamente. 

Redacción Tolima

Comentarios