“La vigilancia de las veedurías es netamente técnica y con el pleno conocimiento”

Crédito: Suministrada / el nuevo díaLas veedurías han hecho un seguimiento detallado a la ejecución de las obras.
El cruce de declaraciones entre las veedurías y la Alcaldía no se detiene ante las querellas que existen por la puesta en ejecución de las obras de las piscinas olímpicas, mismas en donde se denuncian posibles falencias, pero que el Municipio ha defendido resaltando su compromiso por la culminación de los escenarios deportivos.
PUBLICIDAD

En la edición del 13 de junio de EL NUEVO DÍA, el secretario de Infraestructura señaló que se estaría generando un bloqueo por parte de los entes de control ciudadano y les indicó que sí existe un interés como proponentes estaban invitados a hacer parte del proceso, pronunciamiento que no cayó bien, pues advierten que sus denuncias se hacen desde el conocimiento en el área.

La Veeduría Agua para Ibagué (Vapi) le pidió a la Secretaría de Infraestructura ser clara y objetiva, e indicó que los señalamientos de presuntos bloqueos o intereses particulares, sólo serían evasivas a los problemas de fondo. 

“Lo único que uno espera es que respondan con claridad y no con evasivas, ‘que no quieren que se hagan las piscinas, que quieren ser proponentes, que no aman el deporte’, una serie de conceptos que de verdad, son bobos y tontos, porque no se está respondiendo objetivamente”, dijo Vapi. 

Para la veeduría, la cartera no habría hecho un estudio juicioso de los documentos que se han colgado en el Secop, también desmintió que hayan intereses particulares.

“Es falso, no hay posibilidad alguna de que se esté interesado en el proceso (...) la vigilancia de la veeduría es absoluta y netamente técnica y con el pleno conocimiento que se necesita para hacer estas observaciones y para haber colgado las observaciones en el Secop. Tenemos el conocimiento, sabemos lo que estamos escribiendo  y no estamos errados, estamos en lo cierto, pero les resulta mucho más fácil deberse a los entes de control”, puntualizó la veeduría.

En el mismo sentido, Ever Escobar exdeportista en la década de los 70, quien también hace seguimiento al proceso, indicó que no permitirá que se diga que no se quiere la realización del escenario deportivo, cuando su trabajo ha sido en pro del deporte.

“Yo no acepto que digan o que la Secretaría de Infraestructura diga que no quiero que se ejecute la obra, yo llevo 20 años pensando en cómo se mejora y lo que ellos saben de clavados se los he enseñado yo. 

“No se pueden argumentar cosas para hacernos quedar mal cuando quien tiene la razón y ha empujado para que la obra se realice a cabalidad y que sea funcional para todas las modalidades de natación somos nosotros”, puntualizó Ever Escobar. 

Es de resaltar que el proceso contractual en las piscinas de la calle 42 ha sido suspendido de forma temporal, mientras se da respuesta a varias dudas técnicas que surgieron en el proceso, entre ellas las de la veedurías. La suspensión es por 11 días hábiles, hasta el próximo 25 de junio, reanudándose el cronograma del proceso el día 28 del mismo mes.

Redacción Ibagué

Comentarios