Pugna por Gerencia del Hospital de Ambalema

ARCHIVO - EL NUEVO DÍA
El alcalde del municipio, Hernán Bustos Abril, expidió el documento nombrando a un nuevo gerente, esto luego de la destitución del anterior.

La destitución de Giovanny Andrés Oliveros Suárez, como gerente del hospital San Antonio de Ambalema, reveló el posible enfrentamiento que existe entre él, y el alcalde, Hernán Bustos Abril, quien determinó su destitución y emitió una resolución con su reemplazo provisional.

La situación de la salida de Oliveros Suárez del centro asistencial, se debe, según el mandatario, a que no le alcanzó el puntaje que la Junta Directiva le da al informe de gestión que debe presentar antes de finalizar cada año, y eso fue lo que paso, pese a que se presentaron recursos de reposición.

“La Superintendencia de Salud al final fue la que avaló y determinó que la calificación no le alcanzó, por eso, se ordenó retirarlo del cargo. Todos los procesos se surtieron y lo que hicimos fue cumplir lo que nos decía la ley”, afirmó el burgomaestre.

Pero a este argumento, el Gerente saliente indicó que su salida fue de manera arbitraria y que llevará el caso a instancias judiciales, porque la razón según él, se debe a que no se entendió con el Alcalde, y no descarta tintes políticos, por ser un año electoral.

“Tuve inconvenientes con el Alcalde, y otras personas que no me dejaron trabajar, no estoy de acuerdo con la manera como me sacaron ni con el procedimiento”, dijo.

El periodo de su gestión terminaba en marzo de 2016, y señaló que el tiempo que estuvo en el hospital fue difícil, porque el centro asistencial tiene muchos problemas financieros por diferentes factores.

“Los que se vieron perjudicados en toda esta lucha que me tocó enfrentar fueron los pobladores, pero el hospital puede salir adelante si tiene apoyo. Había un grupo que lo único que pretendía era sacarme”, señaló.

Frente a estas posturas, el mandatario respondió que desde junio del año pasado, se conoció que la calificación era baja y que debía salir, pero Oliveros empezó acciones judiciales para no permitir su salida. “El proceso debió surtirse seis meses atrás”.

Bustos Abril, comentó que Oliveros Suárez quería que toda la carga la asumiera la Alcaldía, “y eso no se podía, ya que somos un municipio que estamos en Ley 550, y de ¿dónde íbamos a sacar recursos?, lo que le expresamos era que empezara a recuperar la cartera”.

Agregó que en la actualidad, el hospital se ‘raja’ en el tema financiero, porque hay empleados que les adeudan más de cinco salarios de sueldo. “Cuando llegó el nuevo gerente, Yeison Ortiz, no había bacterióloga, odontólogo, y tampoco insumos, además encontró cerrada la Gerencia”.

Para la otra semana, el funcionario nombrado de manera provisional, deberá entregar un informe para saber si este centro asistencial es viable, y presentar una estrategia para sacarlo adelante, “la Junta Directiva lo escuchará y determinará si seguirá o no el cargo”.

Bustos afirmó que no se trata de tintes políticos como lo quiere hacer ver, “lo dice porque no le salieron todas las ‘mañas’ judiciales, además estamos hablando del informe judicial de 2013”.

Por último, el mandatario comentó que el nuevo gerente es una persona que conoce por su idoneidad y por eso le dieron la oportunidad.

CLAUDIA RESTREPO

Comentarios