No se firmó el convenio entre la UT y la Gobernación para la maestría, pero va por buen camino el crédito para pagar sueldos

FITO BÁEZ – EL NUEVO DÍA
El rector (e) Ómar Mejía, indicó que debido al tiempo que se tardó la investigación y en llegar a un acuerdo, por ley de garantías no se pudo firmar un nuevo convenio con la Gobernación.

Luego de la Asamblea general de profesores en la Universidad del Tolima a la que fue invitado el rector Ómar Mejía para que informara sobre el estado y escenario de la reestructuración de la Universidad y sobre la gestión del crédito bancario, éste se refirió sobre el estado del convenio entre la Gobernación y la Universidad del Tolima en relación con las Maestrías en Educación.

El rector indicó que las unidades académicas tienen autonomía y que los decanos son elegidos por voto popular.

Que el rector de la Universidad en aquel tiempo firmó el convenio con la Gobernación para poder ofrecer la Maestría en Educación a través de módulos que se partían con diplomados, dentro de la autonomía de las facultades.

Y que luego que se conoció la denuncia de algunos profesores a través de este diario, el rector y sus vicerrectores establecieron un diálogo con la Facultad de Ciencias de la Educación para que se solucionara el inconveniente.

Como no se hizo de manera oportuna, no se pudo llegar a un acuerdo dentro del Consejo de Facultades y cuando por fin se acogió la propuesta que se formuló para resolver los inconvenientes, ya había pasado demasiado tiempo.

“Ese tiempo que esperamos, que le dimos a la unidad académica, pues dio como consecuencia que por ley de garantías y de todos los procesos que se estaban llevando en la Gobernación, pues no alcanzamos a firmar un convenio para los semestres futuros”, indicó el rector Mejía.

Aclaró que se continuará trabajando con el Gobierno departamental para definir unas políticas claras que permitan que más profesores se beneficien.

“Nosotros tenemos una obligación con el Departamento de capacitar a nuestros profesores, darles la posibilidad y las facilidades para que se puedan formar en ese nivel posgradual”, afirmó el funcionario.

 

La asamblea

El presidente de la Asociación Sindical de Profesores en la Universidad del Tolima, Carlos Gamboa, indicó que se convocó al rector para hablar de los procesos de la reforma académico administrativa que está llevando a cabo la universidad ya que, al parecer, en el Consejo Superior pasado la presidenta del Consejo, Olga Lucía Alfonso, habría indicado que todos los procesos estaban congelados hasta agosto de 2018 por el tema de ley de garantías.

“Esto impedía que siguiéramos caminando en el campo de esta reforma, pues es un punto que la comunidad universitaria ha venido reclamando, especialmente los docentes que trabajamos en la asamblea de profesores y, desde la asociación sindical de profesores universitarios, porque consideramos que es el momento clave para que la universidad se transforme, si no es ahora va a ser muy complicado que posteriormente se logre”, indicó Gamboa.

A este respecto, Mejía indicó que de acuerdo con las discusiones del Consejo Superior, una cosa es la Ley de Garantías y otra cosa son los procesos.

“Nosotros vamos a continuar el proceso de organización académico administrativa que venimos haciendo desde el año pasado”, aseguró el rector.

Además indicó que esta reforma no se trata solamente de reducir la planta de personal, como mucha gente ha querido desinformar, la reforma se hará también en procesos, en la reducción del gasto, etc.

“Si somos más eficientes ahorraremos recursos y tendremos ahorros importantes superiores a los 12 mil millones que hemos ahorrado”, aseguró el funcionario.

 

Todo va por buen camino

Tanto el rector Mejía como el profesor Gamboa, indicaron que todo va por buen camino y esperan que el próximo año se siga avanzando hacia la reforma de la Universidad, que la vuelva más eficiente y se logre la acreditación.

“Los escenarios financieros que les mostramos a los profesores, la información que les presentamos, nos indican que la universidad puede superar en el mediano plazo todas esas dificultades que nos llevaron a un periodo de transición”, indicó el rector.

Por su parte, Gamboa expresó, “Uno nota que la universidad está recuperando su confianza, que ha reducido los gastos, que se han ajustado una serie de situaciones anómalas que se venían presentando y que la condujeron a la crisis que estalló en el 2015 y 2016, uno nota que hay voluntad política por parte del rector”.

Ambos concordaron en que los retos siguen siendo grandes y que se espera que todos los actores de la universidad se unan en torno a su recuperación.

 

El segundo punto: El crédito

El segundo punto que se discutió en la Asamblea era la aclaración del rumor que existía sobre la negación del préstamo para poder pagar las primas de junio, de diciembre y los salarios.

“Queríamos que el equipo del rector nos diera información al respecto del préstamo que se está tramitando por 11 mil millones, su equipo informó que es casi un hecho la aprobación, solo falta la firma del Ministerio de Hacienda, con el cual se cancelarían las primas de navidad, de junio y los salarios, y pues eso es una buena noticia para la comunidad, porque en esta época todos están al tanto de ese tipo de situaciones financieras”, señaló el docente Gamboa.

Credito
EL NUEVO DÍA

Comentarios