Joven que habría asesinado a una mujer quedó en libertad

Crédito: Suministradas / EL NUEVO DÍALa zona donde ocurrió el asesinato fue acordonada por las autoridades.
El adolescente que fue entregado por su padre ante las autoridades, luego de que presuntamente le confesara que había asesinado a una comerciante de pescado el pasado fin de semana en el asentamiento Milagro de Dios, quedó en libertad.
PUBLICIDAD

La Fiscalía General de la Nación solicitó la recolección de más elementos de prueba para poder efectuar la imputación por el delito de homicidio agravado y posiblemente fabricación, tráfico o porte de armas de fuego o municiones.

En la justicia colombiana no solo basta con confesar un hecho delictivo, además de eso, las autoridades encargadas de imputar los delitos ante un Juez de la República deben tener las evidencias necesarias que prueben la responsabilidad del implicado en los hechos.

Por lo anterior, el muchacho que habría asesinado a la comerciante Yadira Bonilla Espinel en la invasión Milagro de Dios, situada en la comuna Nueve de Ibagué, recobró su libertad.

Por el momento, los investigadores realizan las indagaciones en el sitio donde ocurrió la tragedia y recolectan pruebas contundentes que evidencien que el adolescente fue la persona que le disparó tres veces a Bonilla Espinel.

Luego de eso, podrán solicitar una orden de aprehensión y así presentarlo ante un Juez especializado para menores de edad. Por ahora, el joven continúa vinculado a la investigación, pero en libertad.

 

El crimen

Yadira Bonilla Espinel, que desde los 18 años se dedicaba a la venta de diferentes productos y alimentos, fue asesinada el pasado sábado 20 de marzo cuando vendía pescado en la mencionada invasión a bordo de una camioneta.

Al parecer, un joven se acercó a la femenina y accionó un arma de fuego en su contra. Luego escapó. La ciudadana de 38 años fue trasladada a la USI del Jordán, donde murió debido a la gravedad de los impactos de bala, dos de ellos en la cabeza.

En el sitio las autoridades desplegaron un operativo para dar con el responsable del homicidio. Horas después, un ciudadano entregó a su hijo, un joven de 17 años. Le dijo a la Policía que era el autor del mortal ataque.

 

Motivos

La primera hipótesis que tienen las autoridades sobre el caso, es que se trató de un crimen pasional. Aparentemente, Yadira y el padre del joven, sostenían una relación extramatrimonial, situación que habría desencadenado el fatal ataque con arma de fuego.

Una vez el adolescente fue entregado por su progenitor, el muchacho quedó a disposición del Icbf.

EL NUEVO DÍA

Comentarios