Momento decisivo en el Congreso sobre apoyo a Petro

Crédito: Colprensa / EL NUEVO DÍA
Esta semana dependiendo de algunos nombramientos o no, se definiría el mapa político con el cual tendrá que gobernar Gustavo Petro Urrego en su mandato.
PUBLICIDAD

El próximo miércoles 7 de septiembre no sólo se cumplirá el primer mes de Gustavo Petro Urrego como presidente de la República, sino que es el último día para que los partidos políticos, que tienen asiento en el Congreso de la República, definan en qué condición van a estar con respecto a la nueva administración: gobierno, independencia u oposición.

Esta será la segunda vez en la historia del país que las colectividades deben anunciar cómo actuarán políticamente, en virtud del estatuto de la oposición, que entró en vigencia, precisamente, hace cuatro años con el gobierno de Iván Duque Márquez.

La era Duque llevó a que fueran partido de gobierno el Centro Democrático (su partido), el partido Conservador, el partido de la U y el partido cristiano Mira, que por primera vez en su historia entraba a formar parte de un gobierno, esto porque siempre había sido independiente.

Quienes actuaron como independientes fueron los partidos Liberal y Cambio Radical. La sorpresa en el momento fue que el liberalismo, que acompañó a Duque en la segunda vuelta, se fuera por la independencia y no fuera gobierno.

La oposición al presidente Duque correspondió a los partidos Decentes (la lista que llevó el hoy presidente Petro al Congreso a cinco senadores incluyéndose), la Alianza Verde, el Polo Democrático, las Farc hoy Comunes y varios partidos pequeños, entre ellos los indígenas.

Todos esos partidos actuaron con base a lo que les ordena ese estatuto de la oposición, el cual fue uno de los logros políticos que se dio en el marco de los acuerdos de paz con las Farc, en donde se pactó que para darle más garantías se tramitaría esa reforma que debía entrar en vigor en 2018.

Al ser partido de gobierno se les obliga, a quien así se declaren, a acompañar al presidente de turno en el trámite de sus propuestas legislativas, lo cual le convierte en sus socios políticos. Entre tanto, al ser independientes, los partidos tienen la libertad de acompañar al mandatario en los temas que quieran y oponerse a los que consideren necesario, y si bien no son oposición si pueden hacerle más control político.

La oposición es claro que se dedicará a controvertir al presidente de la República, a no acompañar las reformas que tramite y será la principal voz crítica al gobierno, al punto que pueden liderar las mociones de censura, que en el caso de Iván Duque, se adelantaron contra varios de sus ministros, entre ellos Guillermo Botero (Mindefensa), Carlos Holmes Trujillo (Mindefensa), Diego Molano (Mindefensa) y Karen Abudinen (Mintic), aunque ninguno se cayó por el trámite de esa figura.

 

El nuevo escenario

Por el momento, se pensaría que el presidente Petro tendrá un amplio grupo de partidos que se declararán de gobierno, esto porque las mayorías que logró el pasado 20 de julio, al iniciar las sesiones del nuevo Congreso, reflejan unas grandes mayorías tanto en el Senado como en la Cámara, lo cual ya se demostró con la conformación de las comisiones y la elección del contralor general, Carlos Rodríguez.

En esa coalición hay dos partidos que ya están fijos y que no se retirarán. El primero es la coalición del Pacto Histórico, su partido, con el cual logró la mayor bancada en el Senado y la segunda más grande en la Cámara.

El otro socio fijo es la Alianza Verde, que está unida con algunos congresistas que salieron elegidos por la Coalición Centro Esperanza. Además, Comunes, los indígenas y otros sectores pequeños, igualmente, ya han expresado que están con el mandatario nacional.

Las dudas sobre los otros socios políticos de Petro vienen de los partidos tradicionales, es decir, el liberalismo, conservatismo y la U.

La incertidumbre al respecto, la sembró el expresidente de la República y jefe del Partido Liberal, César Gaviria Trujillo, quien indicó que el partido tiene muchas dudas frente al manejo que le ha dado, en este corto tiempo, el gobierno a temas como la reforma tributaria, la paz total, la extradición y el manejo diplomático por el caso de Nicaragua.

Por el lado del Partido Conservador, igualmente, está por definirse si serán gobierno o están como independientes.

La U, el otro partido que estaría de gobierno por ahora, ya dijo que sí respaldará al presidente Petro, pero su directora, Dilian Francisca Toro, ha manifestado que la colectividad tendrá posturas particulares en algunos temas, como por ejemplo en la reforma tributaria, de la cual se han apartado en varios temas que propone el ministro José Antonio Ocampo.

La independencia la harán, por ahora, el Partido Mira, el cual anunció que tendrá una independencia constructiva al presidente. El otro sería Cambio Radical.

El Centro Democrático es el único partido que ya se declaró en oposición a Petro, y así ya lo ha empezado a ejercer, con posturas claras para rechazar varios aspectos de la reforma tributaria, como también en el anuncio de tramitar la primera moción de censura a un ministro del presidente Petro, al canciller Álvaro Leyva, por su postura de no rechazar la dictadura de Daniel Ortega en Nicaragua, en el marco de la OEA, cuando la mayoría de los países expresaron molestia a ese régimen.

 

DATO

1 año deben esperar los partidos que quieran cambiar de opinión y solo una vez por el resto del mandato.

Colprensa

Comentarios