00000

37 años de la toma del Palacio de Justicia

Juan Montoya Prada / EL NUEVO DÍA
Crédito: Juan Montoya Prada / EL NUEVO DÍADe izquierda a derecha Omar Pérez, Nilson Pinilla, Rosa Milena Cárdenas y Folco Zaffalón.
Contenido Exclusivo
En conmemoración del Día Nacional del Derecho a la Vida, se hizo honra a la memoria de los magistrados y servidores públicos, víctimas del holocausto del Palaciio de Justicia en compañía de víctimas, exmagistrados, estudiantes y sociedad civil.
PUBLICIDAD

El conversatorio titulado ‘Palacio de Justicia 37 años después: Desaparición forzada”, fue presidido por el magistrado del Tribunal Superior de Ibagué, Omar Pérez, dando cumplimiento a los artículos 7 y 8 de la ley 1056 de 2006.

Al auditorio Alfonso Reyes Echandía del Palacio de Justicia, también asistieron Rosa Milena Cárdenas, miembro activo del Colectivo de Familiares del Palacio de Justicia; Folco Zaffalón, exasesor de la Comisión de la Verdad; y Nilson Pinilla, expresidente de la Corte Constitucional y la Corte Suprema. 

Dentro del evento, se hicieron varias reflexiones alrededor del suceso que, hoy hace 37 años, marcó un ‘punto y aparte’ dentro de la historia colombiana tanto para las víctimas del acontecimiento como para el ala de la justicia nacional.

 

Reflexiones de un suceso

El evento inició con un preámbulo del magistrado Pérez Salas, quien rescató apartados de un texto de Jorge Cárdenas Alzate sobre el ‘holocausto’, los cuales calificó como “certeros y concretos” tras precisar que el mismo está soportado en decisiones judiciales y fuentes periodisticas.

“La guerra pudo más que la justicia y la definición de responsabilidades por el suceso que ha sido catalogado como holocuasto, se diluyó en el tiempo. Desde que terminó la batalla del Palacio de Justicia, el país entró en una disyuntiva de opiniones. Por un lado, la consigna de rodear las instituciones y defender la democracia a cualquier precio. De otro lado, el reproche por el uso excesivo de la fuerza y la ausencia del diálogo en la confrontación. No se dieron sanciones suficientes, todos fueron responsables.”, precisó Pérez Sala.

Y añadió el Magistrado: “El presidente Betancur, que frente al tema cayó en el silencio. Su gobierno, que nunca supo explicar indecisiones. Las fuerzas armadas, cuyo exceso de fuerza sigue causando estupor a pesar del tiempo. El M-19, que convirtió a civiles en rehenes en una irracional toma armada. La política y sus partidos, que no permitieron un responsable debate de responsabilidades. El poder judicial, que se dejó suplantar a la hora de cumplir su deber y que en algunas excepciones, no puso las sanciones correspondientes a tan grave suceso. El periodismo, que en el momento crucial de la batalla optó por callar”.

El expresidente de la Corte Constitucional, Nilson Pinilla, conformó la Comisión de la Verdad del 2005 que la Corte Suprema creó para investigar y esclarecer varios ‘vacíos’ que había dentro del suceso. De su trabajo, existe un libro que condensa todo el informe final sobre el caso.

“Es el horror más grave que ocurrió en la República de Colombia, entre tantas tristezas que hemos padecido. En el libro se condensan los hechos acaecidos sobre el Palacio de Justicia. Fuimos designados tres expresidente de la Corte Suprema para integrar esfuerzos y sacar adelante la investigación”, apuntó Pinilla.

Y aseveró: “No contamos con ningún apoyo, simplemente fue una respuesta que se dio a la necesidad de conocimiento de la verdad. Hacia el 2008 se terminó el informe. Se cometió un crímen colectivo que quedó en la impunidad”. 

Suministrada / El Nuevo Día
Estudiantes, víctimas y sociedad civil asistió a la sensibilización.

 

Memoria y resiliencia

Rosalbina León falleció hace más de diez años, con la culpa de que su hija, Luz Mary Portela, se ofreció a reemplazarla el 6 de noviembre de 1985 en el lavaplatos de la cafetería del Palacio de Justicia. Jamás regresó. 

Con el pasar del tiempo, la hija de la desaparecida Portela León, Rosa Milena Cárdenas, debió tomar la dirección de la búsqueda de su madre. En el 2015, el cuerpo fue encontrado por la Fiscalía y se reintegró a la familia un año después.

En el mismo año, también el ente de control también aportó un nuevo video proveniente de un archivo de un reportero extranjero, el cual le permitió establecer que su madre, Portela León, salió con vida del Palacio de Justicia antes de desaparecer.

“Desde ese mismo día, las familias empiezan un camino de resistencia y búsqueda. En esa primera etapa están los padres de los cuales solo queda la señora ‘Clarita’ Beltran. Muchos han muerto sin saber dónde están sus hijos. Detrás de esos relevos generacionales, estamos hijos, hermanos y nietos en este camino de memoria”, precisó Rosa Cárdenas.

Durante el proceso, además, a raíz de las pruebas de ADN que fueron necesarias para identificar los restos de su madre, se estableció que efectivamente se trataba de su progenitora, máxime si se tiene en cuenta que tiempo atrás creía que Luz Mary Portela era su hermana.

“Ella sale viva del Palacio de Justicia hacia la Casa del Florero. 30 años después, llama la Fiscalía a decir que apareció en la tumba de otra persona en un cementerio del norte de Bogotá”, acotó la víctima.

A la fecha, Cárdenas asegura que no ha recibido reparación por parte del Estado, toda vez que se trata de un crímen de lesa humanidad. Además, continúa con el apoyo a otras familias que aún no dan con el paradero de sus allegados desaparecidos.

“¿Deudas históricas? Muchas desde el Estado, el silencio de los gobiernos y las instituciones. Estas pruebas son el clamor desde aquel acontecimiento. Nos han estigmatizado por alzar la voz, por exigir justicia. Muchas de estas pruebas se han quedado ‘engavetadas’ en donde creíamos que estaba la justicia”, apostilló.

 

Datos

- Rosa Milena  Cárdenas tenía seis años cuando se produjo la toma y descubrió en el proceso que Luz Mary no era su hermana, sino su mamá, por lo que para ser reparada necesitaría cambiarse de apellidos.

- Al igual que Alfonso Reyes Echandía y Luz Amparo Oviedo, Rosa Milena Cárdenas también era tolimense.

 

¡Hagamos región y apoyemos lo nuestro! 

Lo invitamos a seguir leyendo aquí 

https://digital.elnuevodia.com.co/library 

 

REDACCIÓN POLÍTICA

Comentarios