No todas las vajillas son seguras. ¡Aprenda a identificar las que le pueden causar intoxicación!

suministradas / EL NUEVO DÍA
Crédito: Suministrada / EL NUEVO DÍA
Los platos y pocillos pueden representar un riesgo para la salud de los colombianos si no cumplen con las especificaciones de seguridad.
PUBLICIDAD

La exposición a metales como el cadmio y el plomo pueden poner en peligro la vida de las personas, siendo uno de los principales canales de contacto con estas sustancias las pinturas y los esmaltes que se utilizan para decorar vajillas, artículos de vidrio, cerámica y vitrocerámica que entran en contacto con alimentos.

Si el grado de exposición al plomo es elevado, ataca al cerebro y el sistema nervioso central, lo que provoca convulsiones, coma o incluso la muerte. Por ejemplo, los niños que sobreviven a una intoxicación grave por plomo pueden padecer secuelas, como discapacidad intelectual o trastornos del comportamiento.

Mientras que la ingestión de agua o alimentos contaminados con cadmio puede producir una irritación grave del estómago, generando vómito y diarrea; en el largo plazo, ingerir pequeñas cantidades de este material puede producir daño en los riñones y fragilidad en los huesos.

Para evitar este tipo de riesgos, en su resolución 1440, el Ministerio de Salud y Protección Social en Colombia, publicó el Reglamento Técnico para vajillas y artículos de vidrio, cerámica y vitrocerámica en contacto con alimentos, y los artículos de cerámica empleados en la cocción de los alimentos, para que garanticen las condiciones de seguridad relacionadas a los límites máximos permisibles de plomo y cadmio que puedan migrar a los alimentos, este reglamento aplica a este tipo de productos que se fabriquen e importen para comercialización en el territorio nacional.

“La certificación de productos como vajillas, artículos de vidrio y para la cocción de alimentos es una muestra de que las certificaciones permiten garantizar la salud y la tranquilidad de las familias colombianas. Cada producto certificado ha superado los protocolos de prueba establecidos por las autoridades nacionales”; explicó William Vizcaíno, Subdirector de Operaciones de NYCE en Colombia.

Por ello, según el Reglamento Técnico para vajillas, los productos autorizados para la comercialización en Colombia no deben superar los límites máximos que se contemplan en la siguiente tabla:

Suministrada / El Nuevo Día

De esta forma, se eliminan las posibilidades de severas consecuencias a la salud de los consumidores colombianos, por lo que “la recomendación general es elegir los productos que cuenten con la certificación conforme los reglamentos y normas nacionales”, finaliza Nyce Colombia.

 

REDACCIÓN WEB con información suministrada

Comentarios