Atrapan a delincuentes que intentaron robar chatarrería

SUMINISTRADA - EL NUEVO DÍA
Luego de intentar robar en una Chatarrería y que les frustraran ‘la vuelta’, dos sujetos fueron enviados a la cárcel de Picaleña con detención preventiva de su libertad.

Ante el Juzgado Séptimo de Garantías, fueron presentados Bayron Alexis Isaza Carvajal y Jhony Eduardo Alcaraz, señalados de intentar hurtar un local ubicado en la zona industrial el Papayo y para su mala suerte, fueron sorprendidos por un Policía que transitaba por el sector.

En la diligencia judicial, el Fiscal del Grupo de Flagrancias, relató que el jueves en la mañana, los dos sujetos ingresaron a la chatarrería de razón social ‘La 23’, y luego de que el propietario del local les preguntara qué se les ofrecía, uno de ellos se abalanzó en su contra con un cuchillo en la mano y le advirtió que no hiciera nada porque era un atraco. Su ‘compinche’ portaba un arma de fuego con la cual también intimidó al hombre de 58 años de edad.

En la parte posterior del local, permanecía un amigo de la víctima de 86 años, quien al ver lo sucedido tomó un tubo para intentar defenderse de los atracadores y junto al dueño del local forcejearon con los delincuentes para evitar ser despojados de sus pertenencias.

En medio del acto de resistencia, uno de los victimarios hirió con el arma blanca al propietario de la chatarrería en su mano. No obstante, al ver que los adultos mayores se defendieron huyeron del lugar sin lograr llevarse los dos millones de pesos en efectivo que en ese momento habían en el establecimiento.

Al escuchar los gritos de auxilio y observar a dos personas corriendo, un Policía que pasaba por el sector vio que uno de ellos llevaba un arma que resultó ser neumática y decidió seguirlos hasta que se ocultaron en cercanías a un caño.

El agente del orden les indicó que salieran del lugar con las manos arriba y ante su negativa, hizo dos disparos al aire. Uno de los dos salió del lugar y en ese momento llegó apoyo de la Policía quienes aprehendieron al otro sujeto.

Por esos hechos, el ente acusador les imputó el delito de hurto calificado y agravado en grado de tentativa, cargos que ninguno de los dos aceptó. El delegado fiscal solicitó que la medida de aseguramiento fuera en establecimiento de reclusión, decisión que fue avalada por el Juez y ambos deberán permanecer en el Coiba de Picaleña.

EL NUEVO DÍA

Comentarios