Familia de un ibaguereño muerto en Panamá no ha podido traer cuerpo

Crédito: Tomada de Internet - EL NUEVO DÍA
Los parientes de Paulo Andrés Quimbayo Escobar, un ibaguereño que fue asesinado el pasado 30 de abril dentro de una cárcel en Panamá, no han podido traer su cuerpo porque les exigen 20 millones de pesos para traerlo al país.
PUBLICIDAD

El hombre de 34 años perdió la vida luego de recibir una puñalada en el cuello y una herida en la cabeza, que le fue ocasionada con un objeto contundente por otro interno con quien sostuvo una discusión en la celda 18 del Centro Penitenciario La Joya.

Aunque un medio de comunicación panameño, Panama Times PTY, informó que la Dirección General del Sistema Penitenciario (Dgsp), a través de un comunicado señaló que avisaron a los familiares de Paulo sobre su deceso, sus allegados aseguran que se enteraron por medio de las redes sociales.

Diana Carolina Quimbayo, prima de Paulo Andrés y quien es la encargada de realizar los trámites para traer a su familiar, habló sobre el proceso tortuoso que lleva cinco meses sin éxito. Según ella, se ha contactado con la Cancillería, el Ministerio del Exterior y las únicas respuestas que le dan es que, “con 20 millones de pesos lo traen”.

“No me dan más razón. Lo que quiero es que me lo traigan y respondan por él”, aseguró la familiar.

El caso

Diana Carolina Quimbayo contó, además, que su allegado llevaba cinco años y medio detenido en el centro penitenciario pagando una condena de 84 meses de prisión por tráfico de estupefacientes. Su viaje terminó en la cárcel donde perdió la vida, pero ninguna autoridad colombiana les ha colaborado para traerlo de regreso.

Los familiares, que residen en el barrio Jardín Musicalia, buscan traer su cuerpo a Ibagué, pero no cuentan con los medios económicos, “aunque sea para darle cristiana sepultura en su país”, dijo Diana Carolina.

Q'HUBO - EL NUEVO DÍA

Comentarios