Con caravana y plantón se cumplió el Paro Nacional en Ibagué

Crédito: Hélmer Parra - EL NUEVO DÍA
Sin la misma fuerza de otras manifestaciones, ayer se cumplió en Ibagué una nueva jornada de paro nacional convocada por organizaciones sociales y sindicales para exigir al Gobierno del presidente Iván Duque la protección de la vida, el respeto por la democracia y el cumplimiento del pliego de emergencia que se presentó hace un año.
PUBLICIDAD

La caravana convocada por el Comité Departamental de Paro arrancó desde Boquerón sobre las 9 de la mañana -una hora después de lo previsto-, avanzó a la glorieta de la Terminal de Transporte, subió hasta la calle 15, tomó la carrera Quinta y bajó hasta la intersección de la calle 37, donde se realizó un plantón.

Por cerca de una hora, los manifestantes bloquearon la vía y algunos voceros de las organizaciones sindicales hicieron intervenciones públicas en las que reclamaron al Gobierno nacional actuar de manera contundente ante las masacres de líderes sociales y excombatientes de las Farc en diferentes regiones del país.

También exigieron la derogatoria del decreto 1174 (acto reglamentó el Piso de Protección Social, para aquellas personas cuyos ingresos son inferiores a un salario mínimo legal) y la negociación del pliego de emergencia, que contiene puntos relacionados con la defensa de la soberanía y la seguridad alimentaria nacional, la defensa del empleo, la renta básica y el apoyo al sector salud.

Además, la jornada de ayer buscó conmemorar la histórica movilización del 21N, fecha que marcó el inicio de las protestas sociales. Como en varias ciudades del país, ese día en Ibagué miles de personas salieron a las calles y, para el caso local, se desarrolló por varias horas un gran plantón en la calle 37 entre avenidas Ambalá y Cuarta Estadio.

“Fue un paro histórico con unos reclamos supremamente justos que hoy todavía no se solucionan después de radicar un pliego de emergencia y transitar por un año difícil como lo ha sido el 2020 con la pandemia donde se han profundizado los problemas económicos, sociales y de salud. El gobierno Duque ni negocia ni atiende los reclamos de la ciudadanía”, dijo Wilson Cediel, miembro de la Junta de la Federación Médica Colombiana.

Entre otras cosas, Cediel rechazó el proyecto de ley 010 que busca reformar el sistema de salud porque, lejos de solucionar los problemas como la tercerización laboral, profundiza la privatización del servicio, precariza las condiciones de los trabajadores e imposibilita una atención digna, de calidad y oportuna.

Por otro lado, William Polo, presidente del Sindicato de Maestros del Tolima, dijo que diferentes integrantes del Magisterio están amenazados y los directivos de Fecode continúan recibiendo intimidaciones y hostigamientos. “Exigimos garantías para contradecir democráticamente la postura del Gobierno nacional. También denunciamos la estigmatización del Centro Democrático y el expresidente Uribe en el sentido de plantear la eliminación de Fecode”, afirmó el directivo sindical.

El plantón concluyó a las 12:30 y el tráfico se normalizó de inmediato. En general, la jornada se cumplió en absoluta normalidad y las autoridades no reportaron alteraciones de orden público.

Dato

En un acto simbólico, manifestantes ubicaron un ataúd en plena calle 37 para afirmar que la salud va camino al entierro.

EL NUEVO DÍA

Comentarios