Croacia avanzó a la tercera fase del Mundial al superar a Japón en los penales

Crédito: Fotos de EFE – EL NUEVO DÍALos balcánicos festejando su clasificación/Los ‘nipones’ no pudieron ocultar su tristeza por quedar eliminados nuevamente en octavos de un Mundial

El meta Dominik Livakovic dirigió a Croacia a los cuartos de final de Catar 2022, decisivo en el lanzamiento de penaltis, y frustró el encuentro con la historia de Japón, de nuevo estancada en los octavos de un Mundial.
PUBLICIDAD

Luka Modric y compañía se ampararon en la inspiración del portero del Dinamo Zagreb para seguir en el torneo. Livakovic detuvo tres lanzamientos a los ‘nipones’. Entre ellos los dos primeros, ejecutados por Takumi Minamino y Kaoru Mitoma, que marcaron el devenir de la serie.

nEl guardameta Dominik Livakovic le atajó tres penales a Japón.

Los penaltis, esos que tanta gloria han dado a Croacia en los grandes torneos, alimentaron su heroica leyenda al propiciarle el acceso también en Catar a los cuartos.

Desde los 11 metros fue la única manera en la que el subcampeón orbital obligó a doblar la rodilla a Japón, que se marchó con una buena imagen, una hoja de servicios llena de méritos, pero sin poder hacer historia. Sigue sin superar la barrera de los octavos, su techo en un evento como este.

Pero la selección de Croacia es una maestra en situaciones límite, en resistencia. Y suele encontrar premio. Desde la Eurocopa de 2008 siempre que el combinado balcánico ha superado una eliminatoria en los grandes torneos lo ha hecho por penaltis. La racha se mantuvo también en el Al Wakrah, escenario del enfrentamiento de ayer, después de sobrevivir en la prórroga sin Luka Modric y sin Mateo Kovacic, a los que el DT Dalic reemplazó para dar frescura a su centro del campo.

Japón tomó ventaja con un envío de Ritsu Doan, que tras un rebote le llegó a Dalzen Maeda. 

Marcó el devenir del partido el tanto de Maeda. Croacia tuvo que arriesgar más y llegó al empate pronto. En un centro desde la línea de tres cuartos de Dejan Lovren que encontró a Ivan Perisic. El atacante del Tottenham metió un cabezazo picado que superó a Shichi Gonda y se convirtió en el máximo anotador de su país en fases finales de Mundiales y Eurocopas. Es el décimo que firma. Uno más que el legendario Davor Suker.

Fiel a la tradición croata, el partido derivó en la prórroga. Es una costumbre en el trazado del cuadro balcánico, que ya en Rusia 2018 superó cada ronda tras atravesar el tiempo extra. Y llegó a la final.

Tras firmar el empate en los 30 minutos adicionales, la inspiración del meta del Dinamo Zagreb se agigantó. Le esperaba una noche de gloria. En los penaltis, detuvo tres y dio la clasificación a su equipo.

 

EFE

Comentarios