ss

Se cayeron del palo de naranjas

FOTOS
Deportes Tolima tuvo ayer un amargo debut como local en Bogotá frente al Envigado, que lo superó 2-0 con un equipo colmado de juveniles.

En un horario poco habitual para sus compromisos en el rentado nacional (2 de la tarde), los ‘Pijaos’ comenzaron la confrontación ante los ‘naranjas’, haciendo circular la pelota de un costado al otro, manteniéndola lejos del rival, que se mostraba reservado y cauteloso.

Sin embargo, en un parpadeo, los visitantes se fueron adelante en el marcador. Nadie en la ‘Tribu’ se lo esperaba. Fáber Cañaveral, aprovechando su velocidad y que nadie lo presionó en su decisión de irse en busca de la portería contraria, habilitó a su compañero Cristian Arango para que intentara definir.

Y lo hizo, con categoría, previo a una espectacular autohabilitación de taco, con la que logró deshacerse de la marca del zaguero Jhon Valencia, para luego soltar un cañonazo que terminó con la esférica acomodada en todo el ángulo.

El atacante antioqueño de 20 años de edad desbarató por completo el nido de las arañas, y también el plan de trabajo que seguramente había preparado el entrenador Alberto Gamero durante toda la semana, y que tuvo que modificarse, por el baldado de agua fría.

Naranja dura de morder

Con el 1-0 en contra, no se hizo esperar la reacción del ‘dueño de casa’. No obstante, fue demasiado liviana para el planteamiento táctico establecido por el entrenador Juan Carlos Sánchez, quien dio la orden de presionar rápidamente a los ‘Musicales’ al salir de área propia.

Así las cosas, a los de Ibagué se les hizo muy difícil poder tejer una acción de riesgo con más de tres toques, y cuando perdían la redonda, los ‘Paisas’ armaban rápidamente la contra, aprovechando la lentitud del contrario para retroceder.

Precisamente, con dicha ‘arma’ los envigadeños le propinaron a los tolimenses el segundo ‘disparo’, que los mandó prácticamente ‘moribundos’ a los camerinos, donde tuvieron que replantear por completo lo realizado en la fatal primera mitad.

Después de un inofensivo cobro con pelota quieta, el lateral Henry Obando intentó meter nuevamente el balón en la candela, pero terminó regalándolo.

Arango, autor del primero de la tarde, se echó a correr como gacela, y en el momento justo le cedió la ‘pecosa’ a Jerry Ortiz, quien a pesar de que fue alcanzado por el central Fáiner Torijano, se lo quitó de encima con fuerza y fusiló a Silva para darle mayor tranquilidad a su escuadra.

Se quemó toda la carne en el asador

Gamero no perdió tiempo durante el descanso. En la charla con sus pupilos, decidió informarles de un par de cambios. Mandó al terreno de juego a dos de sus habituales titulares, Andrés Felipe Ibargüen y Marco Pérez, para sentar en el banco a Jhon Méndez y Hernán Figueredo.

Con estas variantes, sumada a la del atacante Rogerio Leichtweis por Valencia, se esperaba un onceno ‘Pijao’ con mayor proyección ofensiva. Así lució en los primeros segundos, y en otros instantes, pero el que más se benefició fue el contrario, debido a que los espacios se le abrieron para contratacar.

El Samario puso toda la carne en el asador, pero se le empezó a quemar muy pronto, porque no tenía respiro. A pesar de usar varios hombres con vocación de ataque, eso no significó generación constante de real peligro sobre el meta Bréiner Castillo.

Ocurrió todo lo contrario. El desorden al momento de incursionar con tantas personas en territorio ‘naranja’ le permitió a los foráneos cortar sin dificultades sus intenciones, en una cancha afectada por un fuerte aguacero en el último cuarto de hora del duelo.

Con el 2-0 a favor, y el desespero en el Vinotinto y Oro, se le hizo muy cómodo al Envigado darle trámite al cotejo para administrar la ventaja y quedarse con la primera victoria del campeonato.

El triunfo, por donde se le mire, merecido, así como la derrota del Deportes Tolima, al cual le quedó grande superar una nómina visiblemente inferior en experiencia, pero enorme en disposición, sacrificio y efectividad, características que nunca se vieron en la ‘Tribu’.

Tolima 0 – 2 Envigado

Estadio: Metropolitano de Techo.
Central: Nicolás Gallo (Caldas).
Asistente 1: Nolberto Portela (Cundinamarca).
Asistente 2: Johan Cometa (Huila).
Figura: Fáber Cañaveral.

Deportes Tolima: Joel Silva; Henry Obando, Fáiner Torijano, Jhon Valencia, Danovis Banguero; Wílmar Barrios, Nicolás Palacios; Hernán Figueredo, Johnatan Estrada, John Méndez; Isaac Arias.
Técnico: Alberto Gamero.
Goles: No marcó.
Cambios: Andrés Felipe Ibargüen por Méndez (46’), Marco Pérez por Figueredo (46’) y Rogerio Leichtweis por Valencia (54’).
Amarilla: Obando (47’).
Expulsados: No hubo.

Envigado: Bréiner Castillo; John Zea, Sergio Mosquera, Andrés Orozco, Campo Elías Santacruz; Juan Mosquera, Otto Franco, Yonny González, Fáber Cañaveral; Cristian Arango y Jerry Ortiz.
Técnico: Juan Carlos Sánchez.
Goles: Arango (3’) y Ortiz (44’).
Cambios: Juan Camilo Zapata por Ortiz (66’), Cristian Arrieta por Arango (79’) y Jéfferson Gómez por Cañaveral (85’).
Amarillas: Ortiz (35’) y Arango (66’).
Expulsados: No hubo.

RONAL RENGIFO ÁLVAREZ

Comentarios