Brasil entierra a las primeras de las 232 víctimas del incendio de una discoteca ocurrido la madrugada del domingo en el sur del país, mientras la policía acelera las investigaciones para determinar causas y culpables.
AFP

Comentarios