Enfermera vacunada contra el COVID-19 convulsionó y permanece sin poder mover una pierna

Crédito: Colprensa / El Nuevo Día
La enfermera Yedis Johana Pérez de 33 años de edad, fue vacunada el pasado 1 de marzo en Sahagún, Córdoba, con la dosis de SINOVAC. Desafortunadamente y según familiares, convulsionó 10 minutos después de recibir la vacuna y desde entonces, ha permanecido incapacitada y asegura que no puede mover una pierna.
PUBLICIDAD

“La mandaron para la casa con un mes de incapacidad, pero no le ordenaron terapias para que recupere la movilidad en la pierna ni medicamentos para tratar la situación (…) Ella nos reconoce a todos. Puede hablar, pero es muy triste ver a mi hermana sin poder valerse y salir a trabajar como lo era antes de recibir la vacuna”, expresó Yarisel Pérez, hermana de Yedis, al diario El Heraldo.

La enfermera estuvo una semana hospitalizada bajo observación médica y, luego de diversos estudios, los doctores determinaron que su condición no tiene nada que ver con la aplicación de la vacuna.

Actualmente la enfermera continúa sufriendo mareos y no tienen movilidad en la pierna izquierda.

Redacción web.

Comentarios