Contagios “importados” siguen en alza en China

Un transeúnte con tapabocas camina frente a un mural en honor a los trabajadores de la salud en la ciudad china de Wuhan en la provincia de Hubei, foco de la pandemia.
Crédito: VANGUARDIA - EL NUEVO DÍA
El número total de diagnosticados en China desde el inicio de la pandemia era ayer de 82.160, entre los que han perecido 3.341 personas y, por el momento, se dio de alta a 77.663 personas tras haber superado con éxito la enfermedad.
PUBLICIDAD

En China, donde comenzó la pandemia, siguen en aumento los contagios provenientes del extranjero, los llamados casos “importados”, hasta alcanzar 98 de las 108 nuevas infecciones detectadas el pasado domingo, un nuevo máximo desde marzo, según la Comisión Nacional de Sanidad.

Los contagios “importados” son una de las grandes preocupaciones de las autoridades sanitarias chinas, y una fuente de infecciones que, por el momento, Pekín -que desde el 28 de marzo no autoriza la entrada de ciudadanos extranjeros en su territorio- no ha logrado frenar.

Ahora, más de tres meses después de su suspensión a finales de enero, las clases para alumnos de 15 a 17 años comenzarán a retomarse a partir del 27 de abril en las escuelas secundarias de Pekín.

Entre tanto, la tendencia a la baja de nuevos casos de coronavirus en Europa genera cierta esperanza sobre la pandemia, pero las cifras de fallecidos echan por tierra cualquier viso de optimismo: Italia supera los 20.000 muertos y EE.UU. los 22.000, de ellos 10.000 solo en el estado de Nueva York.

Y en una pandemia que, conforme a datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), ya ha causado más de 111.000 muertes y casi 1,8 millones de contagios confirmados, Estados Unidos se ha convertido en el epicentro actual del coronavirus.

Este país, que rebasa sobradamente el medio millón de casos, encabeza las defunciones por la Covid-19 en el mundo, con Nueva York al frente (10.056 decesos). Aunque la cifra de fallecimientos en las últimas 24 horas en el estado de Nueva York (671) es menor que en días anteriores, el gobernador Andrew Cuomo la comparó con las 2.753 víctimas mortales de los atentados del 11 de septiembre de 2001 contra las Torres Gemelas.

Europa -con cuatro de los cinco países más afectados del mundo por el Covid-19 (España, Italia, Francia y Alemania) y donde según la OMS los infectados llegaban ayer a 913.000- se debate entre una situación que parece al menos estabilizarse y unas elevadas cifras de muertos.

A la cabeza Italia, donde se superan ya los 20.000 fallecimientos (566 en un día, muy por encima de los 431 del domingo, la más baja en tres semanas), mientras que datos de nuevos contagios confirman la tendencia a la baja, hasta los 159.516 afectados (actualmente 103.616 positivos).

Mientras, Francia se acerca a los 15.000 muertos por coronavirus, con 14.967 registrados hasta ayer (9.588 en hospitales y 5.379 en residencias).

En el Reino Unido hubo un ligero descenso de los fallecidos en un día, de 737 a 717, hasta 11.329 muertos, luego que el viernes alcanzara la cota más alta de defunciones en un país europeo (980).

Estas son las caras de los trabajadores de la salud que luchan contra el coronavirus en todo el mundo.  Los profesionales sanitarios contagiados en Italia son al menos 4.824.

Las residencias de ancianos, tristes protagonistas en Europa

A pesar de que prácticamente todos los países tomaron medidas para intentar evitarlo, las residencias de ancianos se han convertido en tristes protagonistas de la pandemia en Europa, al acumular tasas muy altas de contagiados y fallecidos por el Covid-19.

La mayoría de las instituciones para ancianos, el grupo de población con el mayor número de víctimas mortales causadas por el coronavirus, se vieron desbordadas desde el inicio de la pandemia, con escasez de personal preparado y sin el material adecuado para enfrentarse a lo que se avecinaba.

En las 6.715 residencias que hay en Italia, la mayoría de ellas privadas, tampoco hay cifras oficiales sobre muertos: en febrero y marzo “se han duplicado e incluso triplicado” en las regiones del norte,

Hasta el pasado domingo, la cifra de residentes muertos por el coronavirus en Alemania superaba los 150, con una situación particularmente dramática en los estados federados de Renania del Norte-Wesftalia, Baviera, Baja Sajonia y Baden-Württemberg.

En las cerca de 5.000 residencias para mayores que hay en España, un país con algo más de 6 millones de personas que superan los 70 años, se han registrado varios miles de muertos: sólo en la región de Madrid, las autoridades cifraron en 4.750 los fallecidos en estos centros por coronavirus, mientras que en Cataluña la cifra oficial supera el millar.

 

Nicaragua reta al coronavirus

Las autoridades nicaragüenses se niegan a imponer restricciones, suspender las clases o establecer cuarentenas, con el argumento de que solamente han confirmado nueve casos de Covid-19, y que el país no registra “transmisión local comunitaria”.

A pesar de que el Gobierno clasifica como “importados” los nueve casos confirmados, incluido un muerto, mantiene inalterable su política fronteras abiertas. Según el Observatorio Ciudadano Covid-19, dedicado a investigar la cantidad de pacientes de esta enfermedad que no son reconocidos por el Gobierno, al menos 202 personas podrían haber adquirido el SARS-cvV-2 en Nicaragua, y no nueve, como sostienen las autoridades.

Mientras tanto, el presidente Daniel Ortega lleva sin aparecer desde el 12 de marzo pasado y los rumores sobre su salud se han disparado.

 

Cifra

12 de marzo, fecha en la que el Gobierno declaró que el pico de transmisiones llegó a su fin en China.

 

Frase

"Es imposible saber la situación en Wuhan por la censura china... China es responsable de haber convertido lo que era una epidemia en pandemia", Ai Weiwei Activista y artista chino.

 

Dato

El Banco Mundial estima que la pandemia provocará un crecimiento económico negativo en América Latina y el Caribe del 4,6% este año, con las mayores caídas en Ecuador y México (6%, cada uno).

VANGUARDIA

Comentarios