“Nuevo Alcalde debe trabajar por el municipio sin pensar en rencillas”, Gómez

Crédito: SUMINISTRADA / EL NUEVO DÍA
El alcalde (e) Diego Gómez asegura garantías para los candidatos que buscan llegar a la Alcaldía de Valle de San Juan.
El alcalde (e) de Valle de San Juan, Diego Gómez, habló con EL NUEVO DÍA a pocas horas de conocer a su sucesor.
PUBLICIDAD

Los habitantes de Valle de San Juan celebrarán este domingo unas elecciones atípicas, luego de la captura del alcalde electo, el conservador Daniel Ricardo García Castillo, condenado por el delito de corrupción al sufragante.

Es de recordar que García Castillo fue detenido por las autoridades días antes de las elecciones del año pasado, pero aún así obtuvo la alcaldía, la cual nunca ejerció por los líos judiciales, que incluso involucraron a otros miembros de su partido.

Mañana, con los candidato Henry Lugo Segura (Conservador y La U) y Rodolfo Guarnizo Bonilla (Centro Democrático), los vallesanjaneros decidirán en las urnas a su nuevo mandatario, quien recibirá las riendas del encargado Diego Mauricio Gómez Suárez.

EL NUEVO DÍA dialogó con Diego Gómez, quien fue designado por la Gobernación del Tolima el pasado 14 de enero, para conocer su apreciación y trabajo durante estos nueve meses en los que estuvo en cabeza de la población y lo que le deja a su sucesor.

 

¿Qué deja?

Gómez Suárez se mostró complacido por su labor en el municipio del cual es natural, y señaló que al ser conocedor de los problemas de la zona urbana y la veredal, buscó trabajar con la comunidad y evitó los temas políticos que aquejan todavía a los ciudadanos.

“Realizamos el plan de desarrollo en mutuo acuerdo con los líderes y la población en general, eso nos permitió un diagnóstico y mirar la problemática del municipio, lo económico, agropecuario, las necesidades y la intervención con el Departamento y la Nación.

“Entregué propuestas y proyectos, uno de ellos a la Gobernación y al Ministerio de Agricultura para una planta procesadora de maíz, espero que el alcalde electo lidere estos proyectos que radicamos que son para el bien del municipio”.

El mandatario encargado agregó que debido a la pandemia quedaron varias propuestas y existen algunos procesos contractuales por unos temas específicos en una obra; no obstante, señaló que sacó una obra para el arregló de vías terciarias alrededor del mil millones de pesos y está pronto para iniciar.

“Este arreglo corresponde a la que conduce de la vereda El Dinde hasta Vallecitos. También me encontré con unas obras, que no estaban inconclusas por malos manejos, sino porque no se terminaron el cuatrienio pasado como la pavimentación hacia El Cabuyal, un Box culvert.

“En un convenio con el Comité de Cafeteros, arreglamos las vías de todas las veredas del Valle de San Juan, las vías quedan en muy buenas condiciones; además con el Comité hicimos unas cintas huellas en algunas zonas cafeteras”.

Sobre el Megacolegio que se construye, señaló que aunque no se ha terminado, quedó dentro de los proyectos aprobados por la Ocad en el Tolima y el próximo año se pueda terminar.

 

Nueve meses

Consciente de la situación política que vive la población por las denuncias en las pasadas elecciones y para las que se avecinan, cuenta que tuvo algunos inconvenientes, pero siente que ejecutó una buena labor, gracias a las bases inculcadas desde familia.

“Tengo una familia honorable, a Dios en mi corazón y ese don que me dio para servir a la comunidad, entonces a mí realmente me agrada este tipo de responsabilidades y liderar temas sociales para el bien del municipio. Me sentí muy bien, con respaldo de la comunidad.

“Lo que quise en este tiempo era armonizar, que no viviéramos esa discordia política, esa división, porque la mejor forma de salir adelante es con unión. Somos uno de los principales productores de maíz de buena calidad en Colombia, y esos problemas no nos permite construir”, indicó.

Sobre una posible aspiración más adelante a la Alcaldía, luego de esta experiencia, dice que de momento no piensa en ello, sino continuar en la finca de sus padres y con un proyecto social, pero tampoco dejó a un lado esta posibilidad.

“Más adelante, si la comunidad requiere de mi liderazgo para tomar las riendas de este municipio, no lo descarto, pero depende de la comunidad, tampoco de llegar a un año y hablar mal, sino trabajar bien, necesitamos líderes, soy joven y en un tiempo prudente la comunidad me pondrá a consideración para liderar este municipio”.

 

Parte de tranquilidad

Tal como lo reseñó este rotativo en la edición de ayer, acerca de las tutelas y denuncias de campaña ‘sucia’, el mandatario destacó lo que se vivió en la reunión de seguimiento electoral.

“Quiero dar un parte de tranquilidad a la comunidad, de que se van a hacer unas elecciones transparentes bajo los protocolos de bioseguridad, y eso lo pongo en conocimiento porque lastimosamente hay personas inescrupulosas, irresponsables, que en redes sociales dicen que no se van a realizar las elecciones, que no habrá puestos de control ni ingresar a la gente.

“Pero hay garantías, para que ejerzan el derecho constitucional; el coronel Carrero indicó que habrá 100 agentes de policía para las elecciones. El Ejército Nacional está en las veredas organizando pesquisas y se han brindado las garantías a las dos candidaturas para que estas elecciones sean con total transparencia y con todos los protocolos”, aseguró Gómez.             

 

Qué decirle a su sucesor

“Que quiera este municipio, que el hecho de sacar dos mil o mil votos, no tiene porqué hacer favores a esos, sino velar por el bienestar de cada uno de los habitantes de Valle de San Juan. Tenemos que dejar esa rencillas y construir.

“Hago un llamado a la unión, ya basta de todo lo que ocurre, tenemos todo el potencial para avanzar en proyectos agropecuarios y turísticos tenemos mucho para mostrar al Departamento”, destacó Diego Gómez.

Recordó el proyecto del acueducto, que espera en diciembre la zona urbana ya cuente con agua potable. Un proyecto por 7.400 millones de esos que está en su fase final, tenemos los tanques desarenadores y la planta de potabilización.

 

 

ANTONIO GUZMÁN OLIVEROS

Comentarios