Temporada decembrina llega con escasez de cerveza y alza en precios

Crédito: Colprensa / EL NUEVO DÍA
El costo de las materias primas y el transporte, entre las razones de los problemas de producción.
PUBLICIDAD

Al igual que el aceite, los enlatados y el papel, la cerveza, una de las bebidas más consumidas por los colombianos, viene presentando una situación que tiene preocupados tanto a comerciantes como a consumidores en el país: sus precios han venido aumentando hasta un 19% y algunas ciudades ya han reportado desabastecimiento.

 

¿Qué pasa?

Esteban Gallo es dueño de La Verde, un granero ubicado en San Javier, comuna 13 de Medellín. Según él, se ha convertido en “un martirio” hacer los pedidos de cerveza a los productores porque reportan agotamiento en las referencias.

“En mi tienda distribuir el producto enlatado. Las marcas tradicionales se cobraban a $2.200 a principio de año, pero hoy día deben cobrarse a $3.000”. Es decir que, en su caso, en el año corrido el incremento ya va por el 36,3 %.

En otros establecimientos consultados por este diario, los distribuidores hablaron de un incremento calculado en $200 para las presentaciones en vidrio. Entonces, en promedio, una de estas cervezas estándar se puede estar comprando a $2.300. Sin embargo, hay sitios que cobran entre $3.000 y hasta $3.500.

A esta situación se han sumado lugares como Cali, Bogotá, Santander y la Costa Atlántica donde varios expendedores han informado dificultades para adquirir el producto y satisfacer la demanda. Así lo afirmó Guillermo Henrique Gómez, presidente de la Asociación Colombiana de la Industria Gastronómica (Acodres).

El líder gremial explicó a que la venta de cervezas representa para un negocio alrededor del 75 % de las ganancias. “Las bebidas no solo son un acompañante de los alimentos que consumen los clientes, sino que constituyen unos ingresos importantes (...) la cerveza cumple un rol muy importante en el consumo, sobre todo porque es una bebida asequible: tiene un precio al que cualquier persona puede acceder”, indicó Gómez.

El Colombiano contactó a Bavaria para conocer su posición sobre la situación mencionada, pero no obtuvo respuesta. Por su parte, la Central Cervecera de Colombia afirmó que, por ahora, no van a declarar nada al respecto.

 

¿Un futuro preocupante?

Según cifras de Euromonitor, en Colombia se consumen aproximadamente 51,4 litros de cerveza por persona al año. Y el 75 % del gasto de los colombianos en bebidas alcohólicas se destina a este producto. Entre las razones de este panorama gris que enfrenta la cerveza está la crisis de los contenedores y el aumento de los fletes marítimos.

Precisamente, explicó Javier Díaz, presidente de la Asociación Nacional de Comercio Exterior (Analdex), la cerveza se está viendo afectada ya que para su fabricación se necesitan materias primas importadas como trigo, lúpulo y cebada, cuyo precio está incrementando por el actual costo del dólar y la escasez de contenedores para transportarlas.

“El aumento de los precios internacionales de estos alimentos ha afectado al país. A eso se suma que la cerveza también necesita papel y vidrio para elaborar sus envases. Y esos materiales también han escaseado. Además, con todos estos problemas logísticos lo que está ocurriendo es que las cargas no están llegando en el debido tiempo”, apuntó Díaz.

Y anotó que un barco que normalmente tarda 40 días en llevar mercancías pasó a gastarse 75 días, casi el doble, disparando los precios por contenedor de US$2.500 a US$20.000. Estos aumentos en la logística terminan trasladándose a los consumidores finales.

Vanguardia

Comentarios