Joven venezolano asesinó a una mujer de una puñalada en el pecho

Crédito: Suministrada / El Nuevo Día.
Larrin Yesid Barrios Medrano, de 26 años y de nacionalidad venezolana, fue el hombre que le ‘cortó’ la existencia a Mildred Castillo Jiménez el pasado 13 abril, en el centro de Bucaramanga.
PUBLICIDAD

El crimen de la mujer de 31 años fue espeluznante. Ocurrió a pleno día, en el centro de Bucaramanga.

Las personas que transitaban ese día por la tarde por la calle 31 con carrera 16 observaron horrorizados como Mildred fue brutalmente apuñalada en el pecho.

Caminó unas cuadras pero estaba ‘bañada’ en sangre. Finalmente se desgonzó a la mitad de la calle. Un joven la sujetó en brazos en lo que llegaba la ambulancia.

A los minutos llegaron los paramédicos y Mildred fue trasladada al Hospital Universitario de Santander, Hus. Fue ingresada de inmediato a cirugía pero no resistió el procedimiento. Su corazón se detuvo.

Los testimonios fueron claves para atrapar a Larrin. La Sijin de la Policía Metropolitana de Bucaramanga se encargó de la búsqueda del agresor.

Hubo unos pocos testigos que alcanzaron a ver cuando Mildred fue apuñalada cuando se encontraba con su pareja sentimental unas cuadras atrás, en un parque.

Les dijeron a los investigadores las características del asesino.Contaron que solo se apareció y le clavó el filo con saña a la mujer. La intención era matarla.

Luego de un exhaustivo seguimiento y recopilar todas las pruebas, Larrin fue capturado y presentado ante la Fiscalía.

Un juez no dudó en imputarlo por el delito de homicidio agravado y enviarlo a prisión. Las autoridades no dieron a conocer los móviles del crimen.

Lo que se supo es que familiares y conocidos de Mildred tuvieron que pedir ayuda para poder trasladar su cuerpo a Cúcuta, Norte de Santander para darle cristiana sepultura.

Vanguardia

Comentarios