La desigualdad como causa de la protesta social

Colombia vivirá hoy una nueva jornada de paro nacional, la protesta seguirá manteniéndose en la agenda de la nación, y por supuesto, aunque muchos esperamos que el diálogo logre construir espacios de convivencia y mejores condiciones de vida para los colombianos, algunos aprovecharan para crear caos y desmanes.

Avanzar a un momento en el que se construya estos espacios y condiciones requiere que se vea un poco más allá del fenómeno de la protesta en sí mismo y se entiendan sus causas.  Por supuesto que existe una gran diversidad de por qués, por lo que voy a referirme a una en particular, la desigualdad. De todas las causas que explican el malestar de las personas y justifican la protesta, es la desigualdad que vive el país, la que a mi juicio crea mayor indignación popular. La desigualdad atenta contra la dignidad, entendida esta como el tratamiento igualitario y la ausencia de discriminación. 

La Desigualdad en acceso a la salud y a la educación obstaculiza el progreso de las personas, destruye la confianza, socava la cohesión social. 

Ibagué no es ajena a esta situación, aunque el informe de Ibagué Cómo Vamos muestra que se ha aumentado las coberturas en salud y educación, según el índice de competitividad de ciudades 2019, el desempeño en calidad de salud de Ibagué es muy bajo, lo mismo que en cobertura bruta en formación universitaria.

En Ibagué se viven fenómenos de desigualdad, no se da solamente en ingresos, existe una evidente desigualdad en riqueza y poder, y en temas del siglo 21 como el cambio climático y el acceso a las tecnologías.

La desigualdad se expresa de muchas formas, se observa en la brecha de participación laboral, en la tasa de desempleo y en el empleo vulnerable entre hombres y mujeres, las cuales según el índice departamental de competitividad 2019, tienen para el Tolima un muy bajo desempeño, ubicándolo en lo últimos puestos del ranking. 

El informe de Desarrollo Humano del Pnud de este año retoma la inquietud sobre la inelasticidad de la desigualdad, mientras que la pobreza, las enfermedades, y el hambre disminuye, la desigualdad se mantiene e inclusive en ciertos casos crece. El Gini 2018 muestra que la concentración de la riqueza en Ibagué aumentó el último año, el ingreso medio de los hogares estuvo muy por debajo del salario mínimo mensual, la pobreza monetaria no cedió, y la pobreza monetaria extrema aumentó durante el último año.

Resolver la protesta social tiene mucho que ver con mejorar el respeto y la dignidad con que se trata las personas, tiene que ver con concretar la igualdad de oportunidades para disminuir la desigualdad, y a mi juicio, es en los gobiernos locales en donde se encuentra la gran oportunidad de resolver las causas de las protestas, inclusive mucho más que en el gobierno nacional -de esto escribiré la semana entrante-.

Comentarios