Arciniegas: un abogado de escándalos

COLPRENSA - JORGE CUÉLLAR - EL NUEVO DÍA
La ascendente carrera del polémico abogado Orlando Arciniegas Lagos siempre ha estado vinculada a la política.

Luis H. Rodríguez lo nombró como su asesor legal personal pese a ser juez y parte en el escandaloso contrato 060 celebrado entre el consorcio Acualterno y el Ibal durante la administración de Jesús María Botero.

El abogado no solo defendía los intereses del privado sino que hacía parte de la Administración municipal.

Pero además Luis H. le encargó coordinar las licitaciones del Parque Deportivo, Unidad Deportiva de la calle 42 y la contratación de la consultoría para la elaboración de los escenarios deportivos por el cual es investigado por la Fiscalía.

Es de resaltar que en cada una de las licitaciones se presentó un solo oferente y en las tres un socio español.

El representante a la Cámara, Alfredo Bocanegra a finales de 2013 cuestionó las actuaciones de Arciniegas quien se pronunciaba con respecto a todos los temas de ciudad mientras Luis H. guardaba silencio.

Bocanegra señaló a Luis H. de ser falto de carácter, de estar acobardado y estar entregado a Arciniegas que podía acusarle disciplinariamente en la Procuraduría y penalmente en la Fiscalía.

El representante a la Cámara Pierre García pidió a la Procuraduría General establecer por qué el asesor de Acualterno, era al mismo tiempo, el íntimo asesor del Alcalde. Pero entre más cuestionamientos eran formulados Luis H. defendía a su pupilo.

En los mentideros de la política, surgieron versiones de que Luis H. decidió mantener a Arciniegas en el cargo para que lo dejara gobernar y no se convirtiera en la piedra en el zapato de su Administración.

En su estadía en el Imdri, el abogado mandaba y coordinaba todo.

En visita realizada por el entonces procurador Ambiental, Ernesto Cardoso, Arciniegas comentó “a ustedes les llega la Procuraduría y se cagan del susto”, en referencia al entonces secretario General del Imdri, Mauricio Villegas.

Arciniegas de manera desafiante impidió al Ministerio Público llevar a cabo la visita cuestionando el ejercicio del Procurador quien tenía una demanda contra Luis H.

“El servidor público debe ser transparente y usted no está mostrando su transparencia en este momento”, dijo en su momento Arciniegas a lo que Cardoso respondió “de transparencia no hablo con usted”, recordándole las sanciones de las cuales había sido objeto por parte del Consejo Superior de la Judicatura y su papel como abogado de Acualterno.

Y tal como lo hizo público EL NUEVO DÍA el Consejo Superior sancionó en 15 oportunidades al abogado por faltas en el ejercicio de la profesión.

Orlando Arciniegas Lagos tiene en su lista tres investigaciones que preescribieron, dos inhibitorios, un absolutorio, uno más que quedó en etapa de terminación, mientras que en uno cesó el procedimiento.

Tras los pasos de arciniegas

Orlando Arciniegas inició su carrera en Libano, tierra natal, al lado del alcalde Hernando Parra Bahamón (1993 -1995) en el cargo de Secretario de Gobierno. 

Por aparentes favores hechos a Arciniegas Lagos, Parra Bahamón fue puesto preso. 

Pero en Ibagué fue donde la carrera de Arciniegas ascendió vertiginosamente en medio de escándalos de corrupción y codeándose con dirigentes políticos como el entonces senador Carlos García, su hermano el exgobernador Jorge García y del también exsenador Mauricio Jaramillo Martínez. 

Para los años 1997 - 2000 el abogado arribó a la ciudad donde se alió al exalcalde Jorge Tulio Rodríguez. 

‘El asesor estrella ‘

A su llegada a la Alcaldía en 2001, Jorge Tulio Rodríguez vinculó a Arciniegas Lagos como asesor de cabecera. Allí ganó poder y confianza al colaborar en el contrato 042 firmado con Interaseo del Sur que le entregaba al privado el manejo de las basuras.

Por este hecho la Procuraduría General en 2008 destituyó e inhabilitó por 12 años al exalcalde por irregularidades en la suscripción del contrato.

Posteriormente la decisión fue apelada y fue absuelto. Pero a la par, Rodríguez nombró a Arciniegas junto con su colega Jaime Lombana como apoderados legales en el proceso de demanda adelantado por el asesinato del abogado y veedor de la Red de Veedurías (Revisar), Félix Eduardo Martínez.

Todo apuntaba a que el exalcalde tenía motivos para ordenar el asesinato del veedor por las denuncias que hacía en su contra.

Sin embargo, durante el proceso, el Consejo Superior de la Judicatura sancionó por unos meses a Arciniegas, por faltas en el ejercicio de la profesión, delegando así, la defensa de su jefe político en el abogado y hoy representante a la Cámara, Carlos Edward Osorio.

No obstante, fue absuelto de las denuncias endilgadas por homicidio.

Arciniegas no solo sirvió de asesor legal en asuntos de la Alcaldía a los Rodríguez sino en asuntos personales tanto en la Procuraduría y Fiscalía y en las denuncias instauradas contra el abogado y periodista Iván Ramírez Suárez, quien salió indemne de las acusaciones hechas por injuria y calumnia. 

“El palo que dé más sombra”

El polémico abogado Orlando Arciniegas también sirvió como asesor legal durante una de las llegadas al senado de Carlos García Orjuela.

Cuando llegó a la Gobernación del Tolima, Jorge García (2004 - 2005), Arciniegas se adhirió a la Administración seccional pero en pelea con estos dos caciques políticos, llegó a las huestes de Mauricio Jaramillo para liderar los procesos del directorio Departamental del Partido Liberal y más adelante de la Empresa de Acueducto del Tolima (Edat) durante el gobierno de Luis Carlos Delgado Peñón.

Es de recordar que en 2013 una pancarta colgada al frente del edificio de la Gobernación del Tolima expuso que “Los robos de Orlando Arciniegas en la Edat involucran al Gobernador”.

No obstante, su carrera también le permitió ejercer labores en el sector privado y durante los años (2008 - 2011) al romper relaciones con la Alcaldía de Ibagué en cabeza de Jesús María Botero, emprende la defensa del consorcio Acualterno, logrando que le fuera adjudicado el contrato por seis mil millones de pesos de la fase Uno del Acueducto Complementario a empresarios villavicenses.

Arciniegas logró que el Ibal firmara el contrato 060 con los famosos asteriscos que incrementaron exponencialmente el valor del contrato. Pero es de resaltar que pese a las denuncias por este contrato “leonino” investigado por la Contraloría, Procuraduría General y la Fiscalía no se ha dado con los responsables del descalabro fiscal.
 

IBAGUÉ

Comentarios