Habitantes del Cañón del Combeima se tomaron la vía

JORGE CUÉLLAR - EL NUEVO DÍA
Por más de tres horas residentes del Cañón del Combeima tomaron vías de hecho para pedir solución a problemática de agua que afecta a cerca de 50 familias.

Cerca de las 7:30 de la mañana de este viernes, el caos vehicular se desató en la vía que conduce al Cañón del Combeima, a la altura de la vereda Cay, luego de que residentes de la zona particularmente del sector de La Vega, tomarán vías de hecho ante la falta de agua que perjudica a cerca de 50 familias hace más de tres meses.

 

Hechos

Según Édgar Moreno, administrador de la finca La Vega, quien hizo parte de los diálogos con la Alcaldía, la problemática inició desde el momento en que el alcalde Guillermo Alfonso Jaramillo llegó al poder y les limitó el acceso al agua que atraviesa por una finca del sector, recurso hídrico que por años habían usado sin restricción alguna.

“Cuando subió al mandato el alcalde, no hizo ningún trabajo social, sino que reunió a la comunidad, nos amenazó, nos quitó el agua y nos trató de ladrones por tomar el agua, sabiendo que la tenemos hace muchos años”, señaló Moreno.

No obstante, después de los señalamientos de los que presuntamente fueron acusados los residentes de este sector por el Alcalde, se llegó al acuerdo de obtener una cantidad menor del recurso, que solo fue efectivo hace pocos meses, dejándolos sin cómo regar sus cultivos, ni proveer de agua el ganado.

Posterior a los hechos, los afectados interpusieron diferentes recursos contra el Ibal y la Alcaldía del que no tuvieron respuesta y los llevó a tomar otro tipo de acciones.

“Primero, hicimos tutelas, derechos de petición y nunca nos contestó para nada, entonces tocó por vías de hecho”, acotó Moreno.

 

Mesa de concertación

Ante la congestión que provocó el bloqueo que duró cerca de tres horas y aglomeró un buen número de vehículos en la zona, los secretarios de Gobierno y Medio Ambiente, el comandante (e) de la Policía Metropolitana de Ibagué, Gabriel Bonilla, y el Escuadrón Móvil Antidisturbios, Esmad, arribaron al lugar. Sin embargo, la jornada avanzó de manera pacífica, y de inmediato se abrió el paso para pactar acuerdos.

El jefe de la cartera de Gobierno, Juan Manuel Lozano, lideró la mesa y pidió hablar con propietarios de los predios involucrados para evitar se mezclaran temas políticos.

Allí, explicó que las querellas no son competencia de la Administración, ni del Ibal y que la situación debe ser remitida a Cortolima, entidad que otorga las concesiones de agua.

“La solución debe estar en el marco de lo legal, de lo que es, no que se llegue con rumores de que no dejan hacer”, afirmó Lozano.

Además, informó que los cortes de agua sucedieron por daños técnicos en diferentes puntos y no por una decisión establecida.

“Sucedieron unas situaciones de elementos técnicos que impidieron que el suministro en unos puntos se pudiera adelantar”, aseguró el secretario.

Los funcionarios pese a asegurar no tener competencia directa, se comprometieron a brindar apoyo en el proceso de legalización de la captación de agua, a la que también están dispuestos a acogerse los propietarios de los predios afectados por el desabastecimiento del recurso hídrico.

El Ibal, por su parte, y frente a las 22 acciones de tutela interpuestas ante la entidad, por los residentes de la zona del Cañón del Combeima y la vereda Cay, indicó que este sector no hace parte del perímetro hidrosanitario por que la empresa de Acueducto no brinda el servicio, donde solo se les asignó una acometida al canal de conducción de manera provisional para mitigar de manera transitoria el desabastecimiento.

Mientras se legalizan los permisos, el Ibal una vez más, de manera transitoria, aseguró el servicio de agua para que se puedan realizar actividades básicas, recurso que, contando 15 días a partir del lunes, se pretende esté disponible.

Los líderes por su parte aseguraron sentirse satisfechos tras lo concertado; sin embargo, aseguraron no se detendrán en acciones, esto teniendo en cuenta que a la Administración solo le quedan cinco meses de Gobierno.

“Hasta el momento quedamos contentos, porque ya no se pueden echar para atrás, pero nos vamos a mover, no vamos a quedarnos quietos porque el secretario de Gobierno está estos cinco meses nada más”, puntualizó Édgar Moreno.

 

Dato

Los residentes del Cañón del Combeima, tomaron vías de hecho ante la negativa de las autoridades de brindarles soluciones a los problemas de desabastecimiento de agua. 

EL NUEVO DÍA

Comentarios