“Legalmente ya no hay razones para mantener la intervención”: Viceministro de Salud Pública

HÉLMER PARRA - EL NUEVO DÍA
Aunque sindicatos y ciudadanía en general insisten en que no es el momento político adecuado para entregar la entidad, el Ministerio de Salud responde que las causales de la medida ya se están cerrando.

La visita del viceministro de Salud Pública, Iván Darío González Ortiz, a la capital del Tolima fue aprovechada por los ciudadanos y diferentes sindicatos para enviar un mensaje al Ministerio de Salud, a la Superintendencia Nacional de Salud y al Presidente de la República.

Este se resumen en que no sería viable financiera ni jurídicamente levantar la intervención forzosa que hay sobre el hospital Federico Lleras Acosta.

Luego de dar a conocer las políticas públicas de Salud Mental y para la Prevención y Atención del Consumo de Sustancias Psicoactivas, el funcionario visitó el principal centro hospitalario de la región, allí recibió un balance del funcionamiento por parte de los administrativos de la entidad y de lo que hace falta para mejorar la atención.

Entre los datos expuestos está que además de atender a los tolimenses, están llegando bastantes usuarios de La Dorada, Puerto Boyacá y Samaná, traslados que obedecerían a que en estos lugares no se les está garantizando la atención a los pacientes. El hecho genera que haya días en que colapse el servicio de urgencias.

Asimismo, que hace falta una renovación tecnológica de equipos, pues varios de los existentes ya cumplieron su ciclo de vida útil. Mientras que entre los puntos positivos, está que la totalidad de las especialidades que tiene la entidad se están ofertando sin inconvenientes.

 

El riesgo jurídico de embargos

Yesid Camacho, presidente del sindicato Anthoc Nacional, le dijo al Viceministro que es preocupante el panorama reportado por el gobernador Óscar Barreto Quiroga, en donde señala que existen pasivos cercanos a $80 mil millones, que pueden entrar a procesos ejecutivos.

“Es decir más o menos $30 mil millones más de los que teníamos al momento (inicio) de la intervención”.

Otra de las preocupaciones que el sindical trajo a colación fue la de los despidos que se hicieron a comienzos de este año, tras dar cumplimiento a un concurso de méritos de 2016, de esta situación hay 43 procesos de demandas.

Además de ello, Camacho recordó que el mandatario seccional expresó en la rendición de cuentas y en otros escenarios, que recibía la administración del principal centro hospitalario del Tolima por “presión” y que dejaba constancia del gran riesgo en que está la entidad.

Anthoc, al igual que, el comité ciudadano prodefensa Salvemos al Hospital Federico Lleras Acosta, recogió cerca de dos mil firmas para acompañar un oficio dirigido al Ministerio de Salud y al presidente Iván Duque.

En el se expone, que si pasados más de cuatro años de intervención el hospital sigue en riesgo “nos parece grave y una irresponsabilidad del Gobierno nacional que haya sostenido una (entidad) intervenida cinco años, y que faltando dos meses para elecciones de gobernadores se vaya entregar en las condiciones en que está”.

Por ello, la petición del sindicato es prorrogar la intervención hasta enero de 2020 y entregarlo al nuevo mandatario seccional, asimismo, buscar un acuerdo a nivel departamental y nacional para sacar al ‘Fedelleras’ adelante.

 

Causales de intervención se están cerrando

Por su parte, el viceministro González Ortiz, dijo que al presidente Iván Duque le interesa los 930 hospitales públicos del país, asimismo, que entiende que las transiciones producen incertidumbres.

“Hay una serie de situaciones en donde la legalidad de la actuación de la Superintendencia (Nacional de Salud) será la que determine que sigue, hasta hoy (ayer) entiendo que el superintendente va a avanzar en devolver el hospital”, precisó el funcionario.

Otro de los desacuerdos de la ciudadanía es que se haga la devolución en plena época electoral, a lo que el Viceministro respondió que se puede comprometer a hacer un acompañamiento durante este periodo e igualmente, un debate en salud en el marco de las campañas encaminadas a la Gobernación del Tolima.

De la misma forma, explicó que se puede priorizar e incluir al Federico Lleras en el programa de acción inmediato ‘AiHospital’, el cual permite hacer un seguimiento a las entidades sobre aspectos como calidad del servicio, equilibrio presupuestal y el manejo financiero.

“Independientemente del sentido de la decisión, si avanza y se termina la intervención y se lo devuelven al departamento, nosotros estaremos desde ese día buscando un acuerdo para sacar adelante el hospital”.

 

Preguntas y respuestas

EL NUEVO DÍA.: ¿Qué encontró en el recorrido que hizo en el Federico Lleras?

Iván Darío González Ortiz: Fui a varios servicios, es un hospital lleno de pacientes que está atendiendo todo tipo de patologías y con los pacientes que hablé encontré satisfacción, no desconozco los profundos retos que tiene, pero veo un hospital vivo y lleno de ganas.

E.N.D. ¿Qué decirle a la comunidad sobre la preocupación que tiene en que se levante la intervención?

IDGO: El mensaje que hay que dar acá, es proteger el hospital y el compromiso del Gobierno nacional (es) acompañar la decisión. Nosotros, el presidente (Iván) Duque y el ministro Juan Pablo (Uribe) han dicho, acá debemos fortalecer el hospital público y lo venimos haciendo, este no va a ser la excepción.

En cuanto lo entreguemos, estaremos acompañando las decisiones del Gobierno departamental con todo la determinación, en el marco del programa de acción integral en hospitales ‘AiHospital’.

E.N.D.: Los posibles embargos que pueden llegar es lo que más genera intranquilidad...

IDGO: Es una situación normal, desafortunadamente en múltiples hospitales del país, pero no es una explicación para la cual tengamos que hacer una medida como la que tiene ahora el hospital, es decir, todos los hospitales que manejan los gobernadores, las juntas directivas, los gerentes, tienen ese tipo de retos y por ende lo que creo es que debemos rodear al hospital para sacarlo adelante.

E.N.D.: ¿Se está ‘presionando’ al Gobernador para que reciba la entidad?

IDGO: La palabra presión no es correcta, las razones por las cuales se hizo la intervención ya se cumplieron, por lo tanto aquí no es, presión o no presión, es que legalmente ya no hay razones para mantener la intervención.

XIMENA VILLALBA C.

Comentarios