Y despegan de Guaymaral

OJO CRÍTICO