El arte del Tolima, busca su lugar en Colombia y el mundo

En nuestro siglo XXI, el arte propone nuevas perspectivas; aportando a novedosas realidades sociales, humanistas y culturales; que tienen mucho que ver con el ser interior del artista, más que su contexto formal, en el cual se mueve. Así lo asumió el artista de artes plásticas EDGAR VARÓN OVIEDO, en la materialización de su obra que expresa elementos intangibles, que ofrecen  gran significación en su obra el “MONUMENTO PIJAO ANCESTRAL” inaugurado en el Parque Kaiké el  21 de octubre, por el Consejo Administrativo de COMFENALCO TOLIMA. El monumento establece una identidad de “SER” con todo el territorio del Tolima, y parte del Huila, en un lenguaje simbólico, que confirma el ciclo conquistador; época de gran transcendencia en la historia de Colombia, por la ofensiva militar española, y la resistencia y coraje de los nativos. 
PUBLICIDAD

La larga lista de asaltos y batallas, que resistieron los Pijaos con sus líderes Calarcá, Cocurga y Coyare, durante la inacabable guerra de España,  que logró  el final apocalíptico (70 años) de los guerreros Pijaos. Hoy, en nuestros tiempos aún existe la descendencia Pijao,  no ha desaparecido, y con ellos persiste su historia, como lo manifestó el grupo representativo de nuestros ancestros, residentes en el Valle de las Hermosas, como invitados especiales, que reconocen en la obra su real función social, humanista y de comunicación, como esencia del deber ser del Arte. EDGAR VARÓN OVIEDO representa toda una generación del arte tolimense; su primera etapa de educación, la curso en la Institución Educativa Antonio Nariño donde él comenta, que no le fue bien, porque desde muy niño solo le gustaba dibujar, descuidando el resto de asignaturas; posteriormente en el Inem Manuel Murillo Toro empezó a ejercer liderazgo, llegando a la Presidencia del Comité Estudiantil, el cual lo habilitaba para ejercer influencia, en las decisiones que favorecían al estudiantado. 

Fue su primer paso para liderar temas de carácter alternativo a nivel político. En  1986 termino sus estudios en la Escuela de Artes del Distrito Bogotá. Programa de Artes Plásticas. En ese mismo año organizó varios talleres con “Viva El Arte” apoyado por maestros vinculados a la Escuela de Arte  de la Universidad Nacional, igualmente en Cali. En 1989 creó varios talleres de dibujo con los maestros FERNANDO DEVIS y GUILLERMO SICAR. En  1999 – 2000 realizó un diplomado con el maestro CARLOS GRANADA, a quien admira y agradece mucho el impulso que le dio a su carrera artística, igualmente a la Secretaria de Cultura CONSUELO TORRES DE CHAVEZ quien acogió con mucho entusiasmo y promovió su primera exposición individual. Igualmente al maestro de escultura EMIRO GARZÓN. Presidió una alianza a nivel nacional  con “COLCULTURA”, para el estudio de la Ley de Cultura de 1997 en la cual participó, además programó tres encuentros nacionales de arte con jóvenes. Participó en exposiciones individuales desde 1985 en Ibagué, Bogotá, Santiago de Cuba, Cracovia (Polonia), Viena (Austria). 

Exposiciones colectivas en Bogotá, Universidad de New Jersey, Venezuela, New York. Una de sus facetas artísticas son los murales creados en Purificación, Natagaima, Mariquita, Ibagué, Bogotá. Promovió el Museo de Arte Moderno y ayudó a consolidar la EFAC. Potenció el arte poético con la exposición clásica poética de la ciudad en el encuentro nacional de poesía y narrativa “Ibagué en flor”. 

Continúa en la siguiente entrega…

MARÍA YOLANDA JARAMILLO

Comentarios